La Xunta sigue la norma de Fomento y no iluminará el acceso al puerto de Burela

La preinstalación estaba lista cuando se inauguró

.

El 1 de diciembre del 2016 se celebró el acto inaugural del acceso al puerto de Burela, un vial de 1,26 kilómetros que costó 8,38 millones. Era el punto y final a un proyecto que comenzó a gestarse hace dos décadas, coincidiendo con la segregación del municipio burelense.

El acto contó con la presencia del presidente gallego, Núñez Feijoo, y congregó a numerosos cargos públicos y representantes de sectores diversos. En aquel momento, a ninguno de los presentes se les pasó por alto que el acceso no tenía farolas ?tampoco el túnel?, aunque sí estaba concluida la preinstalación para instalar unas en un futuro.

Transcurrido casi un año, desde la Consellería de Infraestruturas no contemplan instalar iluminación siguiendo las normas de Fomento. Reconocen que cuando se inauguró el acceso se iluminaron las dos glorietas y se dejó en todo el trazado preinstalación de alumbrado por si en un futuro fuera necesario iluminarlo.

Poco tráfico

Las mismas fuentes aseguran que finalmente no se colocó iluminación «porque el tráfico del vial es muy inferior al que prevé la normativa de referencia del Ministerio de Fomento para la iluminación de carreteras».

Desde la consellería aseguran que esa normativa de Fomento sostiene que las carreteras convencionales no deben iluminarse, salvo en enlaces e intersecciones a partir de determinados tráficos (por eso se iluminaron las glorietas), o que se trate de tramos de concentración de accidentes con accidentalidad elevada en horario nocturno.

«Las recomendaciones actuales son bastantes estrictas en este sentido, en aras del ahorro y eficiencia energética», explican desde la Xunta.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

La Xunta sigue la norma de Fomento y no iluminará el acceso al puerto de Burela