El Alfoz resurge con más fuerza

Fútbol | El cuadro verdiblanco vuelve a Primera Galicia siete años después tras dos ascensos seguidos


REDACCIÓN / LA VOZ

El Club Deportivo Alfoz volverá a competir en Primera Galicia siete temporadas después. El buen trabajo de la directiva, el respaldo de su afición y el acierto en el verde de sus futbolistas y técnicos han hecho literal el eslogan que la nueva directiva acuñó cuando tomó el mando hace dos temporadas tras el descenso a Tercera Galicia. «Rexurdiremos», prometieron, y lo han cumplido por la vía rápida.

El entrenador viveirense Suso Martínez lideró desde el banquillo a un conjunto que durante la presente temporada, más que acusar el cambio de categoría, aprovechó su buena inercia para subir otro peldaño. «La calidad humana y futbolística de los jugadores, el trabajo de la directiva y el apoyo de la afición han sido claves. Aprovechamos la buena ola que traían del curso anterior [con Casal]», destaca.

Con 21 jornadas disputadas, un 70 por ciento del campeonato, el cuadro verdiblanco era líder con siete puntos de ventaja sobre sus dos principales perseguidores, el Sporting Pontenova [que le acompaña en el ascensor] y el San Ciprián. La Federación refrendó hace días el premio a un conjunto que se rehizo tras un inicio titubeante. En las tres primeras jornadas sumó solo dos puntos y encajó ocho de los 22 goles que recibió en todo lo que el covid-19 permitió jugar de la liga.

«En las dos primeras jornadas nos enfrentamos a los dos recién descendidos, el San Ciprián y el Pontenova, dos equipos que por plantel y presupuesto tenían que estar arriba, como lo estuvieron. Contra el San Ciprián el 5-1 no fue acorde a lo visto en el terreno de juego, fue demasiado abultado. Y contra el Pontenova empatamos tras una segunda mitad en la que ya demostramos nuestras posibilidades e incluso merecimos ganar», analiza un técnico que subraya la sorprendente progresión de su equipo desde entonces.

«No pensábamos que fuésemos a estar tan arriba, pero poco a poco nos fuimos adaptando, aprovechamos un par de buenas rachas de victorias y al final ascendimos con todo merecimiento porque ya teníamos una buena distancia», explica Suso Martínez sobre un conjunto que ya fue campeón de invierno. La única pega es no poder completar el curso por culpa de la pandemia: «Es una pena no celebrar este ascenso en el campo, pero es una buena recompensa tras tanto trabajo».

El Alfoz arrasó en el grupo lucense de Segunda Galicia con el mismo bloque que solo un año antes se proclamó también campeón en la categoría más baja. «En el verano apenas hicimos un par de incorporaciones. Además luego tuvimos lesiones de gravedad como la de Ayoub. Pero trajimos a Xenxo (Foz) para sustituirlo, y también a Ramiro (Burela) para suplir la baja de Roberto en la portería. Se adaptaron bien y aún nos dieron más empaque».

Pretenden dar continuidad al proyecto con Suso Martínez al frente en la categoría superior

El Alfoz piensa ahora en su regreso a Primera Galicia, una categoría que no pisa desde 2013-14 y que además será distinta porque probablemente se divida en dos subgrupos. Su entrenador, Suso Martínez, es un buen conocedor de la misma porque ya dirigió al Santaballés, el Burela o el Xove Lago, entre otros, y todo hace indicar que continuará al mando. «Tenemos un principio de acuerdo», reconoció, a la vez que avanzó su interés por mantener el bloque que consumó el ascenso.

El equipo se caracterizó por su buen trabajo colectivo. Basta decir que rentabilizó 39 goles muy repartidos. Pablo Souto e Iván García (8) fueron los máximos realizadores seguidos por el central Valea (4) y Martín, Dani Río, Ayoub y Xenxo con 3.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El Alfoz resurge con más fuerza