Gestión del sector forestal

Alfredo Rodríguez Álvarez

A MARIÑA

XOAN CARLOS GIL

03 sep 2022 . Actualizado a las 14:15 h.

Déjenme que reflexione en voz alta, para decirles lo que para mi representan los cuatro pilares básicos, con relación a los sectores productivos que tenemos en Galicia. El orden se lo puede otorgar cada uno, según sus preferencias, puesto que todos ellos, son esenciales. En primer lugar el turismo, no admite discrepancia alguna, insisto, es mi criterio, luego viene la pesca, la agricultura y el sector forestal. Sobre este último quiero hablarles. Se dice que el 3% de los presupuestos autonómicos anuales, están dedicados al monte. No lo pongo en duda, pero lo que no tengo tan claro es que, se distribuya lo presupuestado de manera justa, equitativa. Estamos hablando del 2% del PIB de la comunidad, con más de 3.000 empresas que a su vez generan aproximadamente, 75.000 puestos de trabajo. Se estima que un 30% de la superficie está desaprovechada, abandonada. A groso modo esta sería la radiografía que yo veo en el monte gallego. Con estos recursos, no podemos permitirnos perder más tiempo, debemos hacer algo para ponerlo en valor, para que resulte atractivo y rentable, sobre todo al pequeño propietario, que aproximadamente son unos 670.000.

Soy partidario de las UXFOR (Unidades de Gestión Forestal), (20 de mayo de 2008) y que tan solo tres años después, (23 de marzo de 2011) pasaron a denominarse SORFOR (Sociedades de Fomento Forestal), ninguna de las dos, consiguió los objetivos que se habían marcado y bajo mi humilde opinión, no están diseñadas, para atender las necesidades, resolver los problemas de esos 670.000 propietarios con una superficie media de 2 hectáreas.

Existe un proyecto que va dirigido a estos pequeños propietarios, que estimo se pondrá en marcha en el primer trimestre de 2023. Un proyecto riguroso, serio, que persigue alcanzar unos precios justos en el aprovechamiento del monte y que resulten rentables, desde el punto de vista de la sostenibilidad, para quienes peor lo tienen, en suma, facilitarles el poner en valor sus pequeñas parcelas.