Propuesta de Alcoa para aplazar el ERE a 2022 si el Gobierno resuelve el «problema energético»

Ramón González Rey VIVEIRO LA VOZ

A MARIÑA

Un trabajador de Alcoa, en una protesta por una solución para la fábrica
Un trabajador de Alcoa, en una protesta por una solución para la fábrica PEPA LOSADA

La empresa condiciona la venta a que el Ejecutivo garantice un suministro de electricidad a un precio competitivo

30 jul 2021 . Actualizado a las 16:36 h.

Alcoa anunció en la tarde de este viernes, en el que Ministerio de Industria y multinacional se reunieron para desbloquear el proceso de venta de la planta de aluminio de San Cibrao, una propuesta que formuló al Gobierno central por la que se compromete a no ejecutar el ERE presentado en la fundición hasta, como muy temprano, el 31 de julio de 2022, a cambio de que el Ejecutivo resuelva el «problema energético» de la factoría, proporcionando un precio de la energía garantizado.

De acuerdo con la versión de la compañía, Alcoa ha propuesto la firma de un Memorando de Entendimiento (MoU) antes del 15 de septiembre de 2021, que debiera ser firmado por la propia multinacional, el Gobierno, la Xunta de Galicia, los sindicatos y el comité de empresa de San Cibrao.

Alcoa se comprometería a mantener las operaciones de la planta hasta el verano de 2022 aún en el caso de que el Tribunal Supremo fallara a su favor y le permitiese ejecutar el despido colectivo, que supone en la práctica el cierre de la electrolisis y que fue declarado nulo por el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG). «Este plazo se emplearía para abordar los problemas energéticos de la planta de aluminio y obtener un precio de la energía garantizado», argumenta la empresa.