Las reservas para San José empiezan a «animar» la hostelería de A Mariña

Algunos negocios esperan completar este mediodía el aforo en el interior

l. rey
viveiro / la voz

Hoy, día de San José se celebra del Día del Padre y la efeméride podría suponer el inicio de la deseada remontada de la hostelería de A Mariña, inmersa en una crisis sin precedentes debido a la pandemia del coronavirus que dura ya algo más de un año. «Son moderadamente positivo», confesaba este jueves Nemesio Canoura, propietario del restaurante Boa Vista, de Celeiro, en Viveiro. Pasada la una de la tarde explicaba que para este mediodía ya tenía el comedor interior completo para gente que había reservado. «Agora caben unhas cincuenta persoas», detallaba, antes de señalar que las comidas por encargo también marchaban a buen ritmo.

A poco más de un kilómetro, en la playa de Area, en el restaurante Louzao se empieza a ver «animadiña a historia», como destacó su propietario, Jesús Louzao. El establecimiendo ha diseñado para el 19 de marzo, «Día de los Pepes y las Pepitas», un menú especial, además de sus tradicionales mariscadas. Corzo, rape, choco, bacalao, postre y vino «a bo precio» parecen estar animando a algunas familias mariñanas a volver a salir a comer fuera con motivo de celebraciones especiales. Aunque las cifras, según reconoce Louzao, distan por ahora mucho de las de antaño.

Poco tiempo de reacción

Por otra parte, el hostelero focense Antonio Castro, aseguraba este jueves a mediodía que en las últimas horas, desde que se anunciaron las modificaciones en las restricciones para la hostelería, no constataron importantes cambios en las reservas para San José: «Xa tiñamos algunha reserva, pero de momento non notamos grandes cambios. Tampouco lle deu moito tempo á xente a reaccionar... Nesta data é habitual que os que reservan para comidas de mediodía sexan xente do pobo ou da provincia». La parte más positiva, el incremento de aforo. Con más capacidad podrá sacarle más partido a los comedores de los dos restaurantes y a la cafetería que tiene en Foz: «Nun comedor pasamos de poder ter 26 a 44 comensais, e na Funcional tiña para 14 e agora pasamos a poder ter 24». No obstante, avanza que de momento mantendrá en las 18 horas el horario de cierre de sus dos restaurantes (Casa Damián y Lar), aunque en la cafetería A Funcional sí ampliará hasta las 21 horas. «Ata que haxa un horario máis ou menos normal, non ampliaremos nos restaurantes», apunta.

«Non imos dar ceas. Non hai costume de cear ás sete nos restaurantes»

El restaurante O Forno de Tovar, ubicado en el municipio de Lourenzá reabre este viernes sus puertas tras estar cerrado desde el pasado 23 de enero. Buena parte de las reservas para la festividad del Día del Padre y para el fin de semana ya las tenían antes de que desde la Xunta se anunciaran el miércoles por la tarde las nuevas medidas a aplicar en la hostelería a partir de las 00.00 horas de este viernes, asegura el gerente del negocio, Jorge López.

Más previsión en reservas

Tras el período de restricciones máximas aplicado recientemente en Lourenzá por el covid, Jorge reconoce que «agora algo de movemento vai habendo, pero hai máis ben reservas para o venres e o sábado». El hostelero y chef mariñano asegura que ahora el cliente reserva con un poco más de antelación porque tiene en cuenta las restricciones vigentes en cuanto al aforo. Lo que no harán por el momento en O Forno de Tovar será dar cenas. «Ata que amplíen máis o horario non imos dar ceas», asegura el chef, que insiste en que no hay costumbre de cenar en restaurantes a las siete de la tarde.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Las reservas para San José empiezan a «animar» la hostelería de A Mariña