El Viveiro vuela a costa del colista

Iván Díaz Rolle
IVÁN D. ROLLE VIVEIRO / LA VOZ

A MARIÑA

PEPA LOSADA

Los celestes derrotaron al Paiosaco en un duelo decidido en el juego aéreo: 2-1

07 feb 2021 . Actualizado a las 20:15 h.

Tras un mes sin pisarlo, Cantarrana tardó muy poco en ver su césped otra vez embarrado. Eso hizo que la batalla por la permanencia entre el Viveiro y el Paiosaco admitiese pocas florituras con la pelota a ras de suelo. Fueron los mariñanos quienes se mostraron más fuertes en los choques y en el juego aéreo, y eso les permite volar hacia la permanencia a costa de un rival cada vez más hundido en el farolillo rojo, todavía sin conocer la victoria. Dos cabezazos adelantaron a los locales, que se pusieron el mono de trabajo para resistir al empuje de un rival con fe.

Los hombres de Juan Riveiro demostraron desde el inicio que son mucho más competitivos de lo que explican los números. Con tres centrales e Iván Amor y Juanma de carrileros, quisieron ser verticales y tardaron muy poco en llegar con serio peligro a la meta de Manu Cedrón. El portero lucense estuvo atentísimo en un balón largo para Tani, pero el rechace le cayó a Otero y tuvo que ser Pablo Rey quien taponase su disparo. Tras el córner posterior, Eiroa rozó el palo desde la frontal del área.

Facu al palo

La primera parte dejó emociones fuertes para los poquísimos espectadores presentes en otro duelo a puerta cerrada. Sin embargo, tras los sustos iniciales, fue el Viveiro quien se hizo dueño del partido. Como casi siempre, llegó con mucha gente al área rival, y tras un par de buenas oportunidades Facu mandó el balón al palo en una suerte de tijereta tras un centro de Javi Rey, que había recogido en la banda izquierda un rechace de Rama a un disparo raso de un Iván omnipresente.

El propio extremo derecho argentino inició justo después la jugada del 1-0. Le puso un centro medido a Javi Rey, que llegó con decisión desde la otra banda para conectar el testarazo ante un guardameta vendido. Poco después fue Nico Madero el que se elevó sobre la defensa de sus excompañeros del Paiosaco para mandar a la red una falta lateral que sacó Xaime.

Momento crítico para el Viveiro

A pesar de la desventaja, el Paiosaco regresó del vestuario convencido de que podía llevarse algo positivo de Cantarrana. Y tardó muy poco en ajustar el marcador en otra acción a balón parado. Otero remató al larguero un buen centro y en el rechace mandó la pelota a la red el venezolano Edu Días [hermano del también central ex del Viveiro Miguel].

La inercia del gol invitó a los visitantes a dar un paso adelante y a los locales a recular, y el empate estuvo muy cerca. Agus sacó bajó palos un remate de Ventola en otra falta lateral, y unos minutos más tarde De la Puente chutó alto en otro buen ataque por la banda izquierda.

El Viveiro tuvo opciones para sentenciar, pero los disparos de Vicente, Xaime y Javi Rey se fueron desviados, así que los de Chusky tuvieron que sufrir hasta el final para proteger los tres puntos. Iván Amor tuvo la última oportunidad de empatar en el 85, pero Edgar y Nico Madero neutralizaron sus tiros.

VIVEIRO, 2: Manu Cedrón; Agus, Nico Madero, Edgar, Pablo Rey; Facu (Asier, min. 69), Iván, Xaime, Javi Rey; Vicente y Álex Meitín (Criss, min. 79).