o vicedo / la voz

Celebrar las misas de entierros y aniversarios en el campo de la fiesta para que los asistentes puedan escuchar las homilías muy separados entre sí y evitar riesgos de contagio es uno de los «secretos» que ha ayudado a Negradas a mantener a raya hasta ahora el coronavirus. El Concello de O Vicedo, donde residen 1.675 personas, según el padrón más reciente del Instituto Galego de Estatística, acumula numerosas semanas «libre de covid-19» en base a las estadísticas diarias del Servizo Galego de Saúde, y varias parroquias no han contabilizado un solo caso desde el inicio de la pandemia el pasado mes de marzo, como apuntó su alcalde, Jesús Novo. Son Cabanas, Mosende, Riobarba y Negradas. Sí ha habido casos, por el contrario, en las de Suegos, San Román y Santo Estevo. «Houbo un pouco de sorte porque [el coronavirus] non tocou en ningún dos lugares da parroquia de momento», comentó José Trasancos, de 78 años, este viernes delante de su casa en Áspera (Negradas).

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
VERSIÓN PDF
Accede a la réplica del periódico en PDF, a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP y a la hemeroteca de La Voz desde 1882

Así viven en uno de los lugares libres de covid-19 desde que empezó la pandemia