Cruces y velas en el velatorio nocturno por la fábrica de Alcoa

El próximo jueves, 3 de diciembre, dará comienzo el juicio por el ERE


cervo / la voz

Como si de la víspera de un entierro multitudinario previo a la pandemia del coronavirus se tratara, cientos de personas se reunieron este sábado por la noche en San Cibrao para asistir al velatorio de la factoría mariñana: la única industria de aluminio primario que queda en España y que podría tener las horas contadas si en los próximos días no se produce ningún paso. Atrás si Alcoa renuncia finalmente a cerrar la planta de Aluminio y acepta una venta bien al grupo británico Liberty House o bien al Estado a través de la SEPI (Sociedad Estatal de Participaciones Industriales). O adelante, en caso de que los Gobiernos central y autonómico encabezados por los ministerios de Industria y Transición Ecológica se deciden a intervenir. Clave puede ser la resolución que dicte el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia tras el juicio en el que se analizará la posible nulidad del despido colectivo impulsado por la multinacional estadounidense para 524 trabajadores, y que dará comienzo el próximo jueves, 3 de diciembre. El cierre de la planta afectaría además a unos 400 empleados de la industria auxiliar. Pese al intenso frío nocturno, trabajadores, familiares, amigos y población mariñana en general participaron en una cita simbólica en la que se encendieron cantidad de velas en torno al cementerio de cruces colocado por el comité en la entrada de la fábrica simulando lo que ocurrirá en la comarca de A Mariña a nivel económico y social si la fábrica cierra.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Cruces y velas en el velatorio nocturno por la fábrica de Alcoa