Paro completo en el CEIP de Covas, que hoy reabre con horario reducido

María Cuadrado Fernández
m. cuadrado VIVEIRO / LA VOZ

A MARIÑA

XAIME RAMALLAL

Docentes y alumnos protestaron así ayer para exigir más medidas de seguridad y apoyo

11 sep 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

Aunque el primer día del curso escolar 2020-21 discurrió con normalidad en la mayoría de los centros educativos de la comarca mariñana, en otros las primeras clases no llegaron a impartirse. Fue el caso del CEIP Plurilingüe de Covas, en Viveiro, donde docentes, familias y alumnos secundaron al 100 % un paro en protesta por las instrucciones de Educación para este curso marcado por la pandemia. La directora del colegio, Dolores Fernández Otero, confirmaba este jueves por la mañana que ningún escolar se presentó en el centro después de que el miércoles se enviara a padres y madres una comunicación en la que se les informaba que los docentes irían a la huelga y que habría servicios mínimos, fijados en la directora y cinco profesores (un tutor por aula). Con esta medida, docentes y familias reclamaban la necesidad de más medidas de seguridad e higiénico-sanitarias.

La directora defiende una menor ratio de alumnos por aula y asegura que no pueden garantizar 1,5 metros entre alumnos: «Fixemos as medicións e hai aulas que entre un pupitre e outro hai 80-85 centímetros». Asegura que las medidas de protección las tuvo que pagar el colegio y lamenta que la Xunta solo les enviara mascarillas para dos meses y exclusivamente para los profesores. «Non temos moi claro que todas as familias de escolares podan asumir o importante gasto que representa a compra de máscaras durante todo o curso», manifestó la directora, que cree que se deberían reforzar las medidas de limpieza durante el horario lectivo y no a costa de descontarlas de la jornada de limpieza en horario de tarde. «Neste cole temos unha hora de limpeza extra polas mañás pero a conta do horario da tarde», explica, mientras asegura que se lo comentaron al Concello, desde donde les instan a solicitar por escrito ese refuerzo. Fernández, que agradeció el apoyo de las familias en el paro del día de ayer, asegura que este viernes el colegio volverá a abrir sus puertas, pero lo hará en horario reducido, de 10.00 a 12.00 horas: «Reducimos o horario porque aínda quedan cousas por preparar, coma a sinalización. Precisamos ese tempo».

El horario habitual del colegio, que este curso tiene unos 185 alumnos y cuenta con dieciocho profesores, es de 9.15 a 14.15 horas.