Un lunes «triste» en A Mariña y con poco ambiente en las calles

Los contagios siguen incrementándose aún, 128, pero ya se produjeron nueve altas

Vecinos por el centro de Viveiro este lunes a la mañana
Vecinos por el centro de Viveiro este lunes a la mañana

viveiro / la voz

No parecía un 7 de julio de pleno verano. Fue un lunes distinto, «triste», con poco ambiente en las calles, y ni siquiera el tiempo acompañó, con llovizna -borraxeira, barruzo, como se dice por aquí- durante toda la mañana.

El día comenzó con los datos diarios de contagios del Sergas por coronavirus: 128 ayer en A Mariña, 22 más que el día anterior, aunque también hubo nueve altas, las de los primeros casos positivos (del San Xoán), por lo que en realidad el número de contagiados es de 119. Ramón Ares, gerente del Sergas en Lugo, explicaba que todos estos casos tienen relación con los dos primeros brotes. Confían en que en los próximos días se estabilice el porcentaje de afectados, y empiece a bajar con el rastreo masivo de Sanidade y con las medidas impuestas de aislamiento para entrar y salir de A Mariña hasta el viernes a medianoche. Incluso el Camino Norte de Santiago por A Mariña está cortado para los peregrinos.

Las cancelaciones se están desplomando en la hostelería. Habrá que ver si se puede recuperar el verano en alguna medida. Tráfico anuló también los exámenes de conducir en Foz, por precaución ante esta situación excepcional.

Nadie podía pensar un verano así. Ni un año tan enrevesado y difícil para los autónomos y pequeños empresarios y comerciantes. Difícil levantar cabeza así: en algún comercio ayer por la mañana no había entrado nadie. La gente recela y toma la lógica precaución.

Asturias pide cautela a su población en el Occidente, e incluso la prensa inglesa -caso del Daily Mail-, que en otras ocasiones destacó la belleza de A Mariña, ahora se hace eco de los brotes del covid-19 en la zona.

Burela sigue concentrando la mitad de los contagios. El Concello cerró parques y alguna plaza, y también suspendió la ocioteca. Viveiro también cerró parques infantiles e instalaciones deportivas. Algunas empresas están volviendo en lo posible al teletrabajo. Esta será una semana rara, extraña por excepcional, y habrá que esperar que no pase demasiada factura a la economía comarcal en temporada alta de verano, aunque el mes fuerte sea en verdad agosto.

Doble castigo con los rebrotes y el cierre anunciado de la fábrica de Aluminio

A la pandemia generalizada que nos azotó desde marzo, se suman ahora en A Mariña estos rebrotes del covid-19 para mayor castigo. Nadie tiene una explicación cierta de por qué aquí. No es la zona más masificada de Galicia ni mucho menos, ni donde más se concentre la juventud. Entonces, ¿cuál es la razón? No se sabe a ciencia cierta. La pasada semana, Ramón Ares, gerente del Sergas, indicaba que tal vez el mar tenga algo que ver, el comercio y la gran actividad. Pero quizá la casualidad tenga mucho que ver.

A los rebrotes se suma en A Mariña la crisis de Alcoa. El cierre de la fábrica de Aluminio anunciado por Alcoa con un despido colectivo que pretende aplicar el día 24 de este mes, en vísperas del Día de Galicia.

Este año fatídico quedará, sin duda, en la memoria. Pero A Mariña se repondrá, se levantará, porque tiene posibilidades, porque es una zona privilegiada, y, aunque cueste, saldrá más fuerte. De todo se aprende.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

Un lunes «triste» en A Mariña y con poco ambiente en las calles