«Se empezó a hablar de ascenso muy pronto, pero tendremos que sufrir hasta el final», avisa el entrenador del Viveiro

Chusky resta trascendencia a la derrota en el campo del Xallas y pide apoyo a la afición para la visita a Cantarrana de la Sarriana tras el parón


VIVEIRO / LA VOZ

Tras 18 jornadas, el Viveiro volvió a perder. El correctivo sufrido en el campo del Xallas, antepenúltimo en la Preferente Norte, no tiene efectos clasificatorios, pero sí pone en alerta a quienes pensasen que el camino de vuelta de los celestes a Tercera 14 años después iba a ser sencillo. «Se empezó a hablar del ascenso muy pronto, pero tendremos que sufrir hasta el final», avisa Chusky.

El entrenador viveirista reconoce la «mala imagen» de los suyos en San Pedro de Castriz (3-1), pero también subraya que tuvieron opciones de sacar «algo positivo». «Tuvimos oportunidades para adelantarnos, pero estuvimos muy precipitados», explica antes de subrayar que perder partidos es «lo normal»: «Lo que no es normal es pasarte 18 sin perder. El rival estuvo más acertado, no hay que darle más vueltas».

Pese a su borrón, el equipo mariñano se mantiene en el liderato con ocho puntos de renta sobre el Fisterra, 13 sobre Noia y Mugardos, y 15 sobre el Boiro. Una situación con pequeñas similitudes a la visita al Xallas en el 2018-19. El Viveiro encajó en aquella jornada 30 un 3-0 y acabó perdiendo a final de temporada los cinco puntos de ventaja que tenía entonces sobre el Arzúa en la lucha por la segunda plaza de ascenso.

«No creo que sean situaciones comparables. El equipo lleva toda la liga demostrando su gran nivel, pero ganar fuera siempre es difícil. Lleva siéndolo todo el curso, y en el último mes y medio solo jugamos un partido en Cantarrana. Empatamos en casa del Lemos, donde perdió este domingo el Mugardos, y en Boiro con un penalti que no era al final», subraya Chusky.

Apoyo contra la Sarriana

La liga de Preferente se da una semana de descanso. El Viveiro recibirá luego a la Sarriana, el único equipo que le ganó en toda la primera vuelta. «Tenemos que seguir trabajando con los pies en el suelo. Desde ya solo pienso en la Sarriana, va a ser un partido durísimo. Ojalá la afición nos apoye mucho porque estos jugadores se lo merecen con el temporadón que están haciendo», acabó el estratega sancibrense.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

«Se empezó a hablar de ascenso muy pronto, pero tendremos que sufrir hasta el final», avisa el entrenador del Viveiro