San Roque ofrecerá recorridos en altura entre los árboles la noche de Samaín

El parque de aventuras del monte viveirense organizará el viernes una fiesta infantil


viveiro / la voz

Subir a los árboles por la noche para poner a prueba la agilidad y la destreza al tiempo que se disfruta de un paraje natural de gran valor ecológico será posible este fin de semana en Viveiro, en el alto del monte San Roque. Aprovechando la celebración del Samaín, el parque de aventuras promovido por la Comunidad de Montes de San Roque y gestionado por la empresa local Roqsport abrirá sus puertas el viernes y el sábado con una programación especial que se extenderá más allá de la puesta de sol. El viernes, 1 de noviembre y festividad de Todos los Santos, organizará una fiesta infantil que dará comienzo a las cuatro de la tarde y en la que los más pequeños podrán gozar de talleres de maquillaje, hinchables, música y merienda. A las seis y media, ya de noche, medio centenar de niños -inscriben en los teléfonos 646 514 602 y 606 863 119, o en info@roqsport.com, y este martes aún quedaban 15 plazas libres- tendrán la ocasión de realizar recorridos aéreos y montar en las tirolinas de riesgo cero. Todo con el atractivo añadido que ofrece el poder contemplar los animales de la reserva de fauna del semilleiro, donde conviven gamos, ovejas del Camerún, burros, ponis, un ñandú y mastines.

La iniciativa se dirige a niños con edades comprendidas entre los 4 y los 14 años, y tiene un coste de 20 euros en el que se incluyen, además de las actividades, el seguro, el equipo de seguridad o la merienda. «¡Os esperamos con vuestros disfraces más terroríficos!», invitan desde la organización.

El sábado, dirigido a adultos

Al día siguiente, sábado 2 y día de Difuntos, las actividades se dirigirán al público adulto. El parque de aventuras funcionará desde las 18.30 a las 22.00 horas. «Facer os circuítos das árbores do Roq Park, as tirolinas, os xogos... na escuridade» supone una ocasión única.

El parque, con carballos, pinos, castiñeiros y atravesado por un regato, ocupa una superficie de dos hectáreas (20.000 metros cuadrados) y se sitúa en el antiguo semilleiro de San Roque, un espacio que fue impulsado a mediados del siglo XX por el extinto Icona (Instituto para la Conservación de la Naturaleza) para surtir a montes de titularidad pública, empresas y particulares de la zona de semillas de plantas forestales de pino y eucalipto. A mediados de los noventa, el recinto fue transformado en una reserva de animales en cautividad, a la que se acercan a menudo familias con niños.

Miles de personas han disfrutado ya de un parque, que en otoño abre fines de semana y festivos

En la primera quincena del pasado mes de junio abrió al público Roq Park, el parque de aventuras de San Roque. Desde entonces han pasado por él miles de personas de todas las edades, como explicó este martes uno de los socios de Roq Sport, Pedro Esmorís, que se mostró especialmente satisfecho con la acogida que ha tenido un proyecto que nació, entre otros, para poner en valor la montaña. Tras un verano intenso, el parque seguirá abierto durante el otoño los fines de semana y los días festivos.

Un espacio natural único

«Estamos muy contentos», indicó Esmorís, que también es comunero del monte San Roque, un espacio natural único y conocido, entre otros, pos sus espectaculares vistas sobre la ría de Viveiro, el mar Cantábrico y el valle del Landro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

San Roque ofrecerá recorridos en altura entre los árboles la noche de Samaín