Encuentro con una leyenda viva de la exploración espacial, Yuri Usachov

En total, ha estado 553 días en el espacio, en la MIR y en la ISS, saliendo al exterior en siete ocasiones


LUARCA / LA VOZ

El cosmonauta ruso Yury Usachov es una leyenda viva de la exploración espacial. Realizó su primer vuelo al espacio en enero de 1994, a bordo de la nave Soyuz TM-18, que lo trasladó a la estación espacial MIR. Hasta que se retiró en abril de 2004, a este siguieron otro viaje a la MIR y dos más a la Estación Espacial Internacional. Durante su carrera salió siete veces al espacio exterior y pasó un total de 544 días en el espacio. Nombrado Héroe de la Federación Rusa y merecedor de la Medalla de Servicio Público Distinguido de la NASA, entre muchas otras distinciones, Yury Usachov es toda una eminencia en materia de exploración espacial. Por eso sus declaraciones tienen quizás un mayor peso específico, como cuando no duda en la existencia de vida extraterrestre.

Yury Usachov estuvo el martes en Luarca, visitando el Parque de la Vida que dirige Luis Laria. Se mostró como una persona muy accesible y dejó su huella, nunca mejor dicho, grabando las plantas de los pies en una losa de cemento.

A los 62 años, Yury Usachov tiene su residencia establecida en Moscú y recorre el mundo dando periódicamente conferencias. A Luarca llegó por los contactos que Luis Laria tiene en la embajada rusa y en el Planetario de Madrid. Su idea era celebrar por todo lo alto el cincuenta aniversario de la llegada del hombre a la Luna, algo que finalmente logró.

La presencia en Valdés de Usachov dejó titulares jugosos, sobre todo en lo relativo a la conservación del planeta: «Lo que tenemos que hacer es protegerlo y cuidarlo. Es una cuestión de conciencia colectiva», manifestó ante un grupo de alumnos valdesanos.

El cosmonauta, así se denominan en Rusia a los astronautas, se ratificó en su convicción de la vida en otros planetas. «No somos los únicos en el universo, pero creo que aún no estamos preparados para un contacto con extraterrestres», dijo.

Tras una dilatada trayectoria y pasar 553 días en el espacio, Usachov dejó la escuadra de cosmonautas para comenzar a trabajar, dos años después, en una corporación década al espacio. Hoy ocupa un cargo de especialista en una empresa dedicada a la aeronáutica. Este trabajo le ha permitido viajar por todo el mundo hablando de su experiencia en el espacio y de la ingravidez: «Una sensación de euforia y ligereza», calificó Usachov el flotar sobre la Tierra.

Sus huellas ya se encuentran en el Paseo del Universo del Parque de la Vida de Valdés. Se trata de un lugar donde Laria pretende que otros astronautas también graven sus huellas, como Pedro Duque.

Usachov también aprovechó su visita a Luarca para depositar un ramo de flores en la tumba del Nobel valdesano Severo Ochoa, enterrado en el cementerio de Luarca, un acto sencillo y emotivo.

«No somos los únicos en el universo, pero creo que aún no

estamos preparados para un contacto con extraterrestres»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Encuentro con una leyenda viva de la exploración espacial, Yuri Usachov