El Pescados Rubén-Burela tumba al Betis y alimenta el sueño del ascenso

El cuadro naranja refuerza su liderato tras ganar 5-4 un intensísimo duelo


BURELA/ LA VOZ

«Burela é de Primeira». Fue el inequívoco mensaje que gritaron al mundo 1.200 aficionados desde las gradas del Vista Alegre, y también un grupo de futbolistas de naranja sobrados de calidad y solidaridad. El Pescados Rubén devoró al Betis durante 25 minutos en los que consiguió una renta de 5-1. Luego le tocó sufrir, con la «marea laranxa» apretando como en los viejos tiempos, para celebrar un ajustado triunfo que deja a su rival a seis puntos más el golaveraje en la pugna por el ascenso directo. Burela sueña con más fuerza que nunca tras la visita del gigante verdiblanco.

La fortuita lesión del portero visitante Cidao en una valiente salida marcó la primera parte del partidazo de Segunda. Su sustituto, Mario Almagro, no pudo tener peor fortuna porque en su primera acción en pista intodujo en su propia portería un saque de esquina de Vargas. Encima, y tras un disparo al poste de su compañero brasileño Keko, Juanma Marrube dio entrada a Matamoros, que se convirtió en una pesadilla para el meta andaluz. Pronto lo superó con un inapelable zurdazo a la escuadra tras una genial salida de presión en la que participaron también Lucho, Iago Míguez y Vargas. Y luego le exigió el máximo en un disparo desde propia cancha y en un libre directo.

Burrito despertó al Betis en un duelo con un ritmo propio de la categoría superior, y también con una enorme intensidad -se mostraron 16 amarillas y una roja-. El exburelista dejó solo a Borja Blanco en el 2-1 y mandó luego un cañonazo al larguero. El propio Borja Blanco pudo devolver el empate antes del descanso, pero Edu le detuvo un doble penalti.

El Pescados Rubén-Burela activó el turbo para sentenciar pronto en la segunda mitad. Y en dos recuperaciones amplió su ventaja. Pope habilitó primero a Joselito, y luego Vargas estableció el 4-1 con una bonita pisada ante Mario Almagro. El técnico exburelista Daniel Ibañes apostó entonces por el portero-jugador, y Iago Míguez lo aprovechó para unirse al festín naranja.

Con todo, el juego de cinco y la expulsión de Renato permitieron a los visitantes arrinconar al Burela. Edu se multiplicó, pero no pudo evitar que los béticos devolviesen la emoción al partido. En el 5-4, se le escapó un flojo disparo de Vícor López. Quedaban cinco minutos en los que Vista Alegre apretó al máximo y consiguió que su equipo resistiese.

?P. Rubén-Burela: Edu; Lucho, Renato, Vargas y Hélder -cinco inicial-, y Pope, Juanfran, Luisma, Joselito, Matamoros y Iago Míguez.  

Real Betis: Cidao; Tobe, Burrito, Borja Blanco y Rubén Cornejo -cinco inicial-, y Mario Almagro, Keko, Elías, Arévalo, Bellvert, Ivi y Víctor López. 

Goles: 1-0, min. 3: Mario Almagro, en propia puerta. 2-0, min. 8: Matamoros. 2-1, min. 13: Borja Blanco. 3-1, min. 23: Joselito. 4-1, min. 23: Vargas. 5-1, min. 24: Iago Míguez. 5-2, min. 25: Elías. 5-3, min. 29: Arévalo. 5-4, min. 35: Víctor.

Árbitros: Sánchez Llorente y Toca Campo (Cantabria). Doble amarilla al burelista Renato (min. 28). También amonestaron a Edu, Lucho, Luisma, Matamoros, Juanfran, Pope, Hélder, Burrito, Borja Blanco, Elías, Ivi, Bellvert, Keko y Arévalo.

Incidencias: Vista Alegre. 1.200 aficionados.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

El Pescados Rubén-Burela tumba al Betis y alimenta el sueño del ascenso