El aluvión turístico complica el tráfico por las carreteras mariñanas

La circulación se ralentiza en horas punta y aparcar puede parecer misión imposible


viveiro / la voz

En pleno ecuador de agosto, el período por excelencia del turismo en A Mariña, el aluvión de visitantes vuelve a poner en evidencia las carencias de la comarca en materia de infraestructuras. Mariñanos habituados a soportar carreteras obsoletas como la de la costa, la arteria de comunicación por la franja litoral, claman al cielo porque durante estas fechas el tráfico se complica todavía más por el aluvión de turistas. La circulación se ralentiza en horas punta, lo que aumenta los tiempos para desplazarse, pero una vez en destino surge otro problema, aparcar, que en las localidades más turísticas, como Viveiro, Ribadeo o Foz, puede parecer misión imposible.

En esas condiciones, las quejas se suceden entre los mariñanos que no están de vacaciones y que deben moverse en vehículos por cuestiones laborales. Por si no fuese suficiente el incremento de la densidad de tráfico en carreteras que no están preparadas para absorberlo, como la N-642, la N-634 o la LU-862, parcheos de urgencia como el realizado durante los últimos en tramos de la N-642 ralentizan todavía más la circulación.

Señalización provisional

En relación con las últimas obras en la N-642, la carretera de la costa, usuarios habituales plantean la necesidad de una señalización provisional, porque durante la noche echan en falta marcas que orienten a los conductores.

Por las obras en varias calles, la circulación en Foz se ha complicado en los últimos días, en lo que también influye la elevada afluencia de visitantes.

Obras en una avenida en Ribadeo

Precisamente con el propósito de mejorar la seguridad de automovilistas y, sobre todo, de peatones, ayer comenzaron en la localidad ribadense las obras en la avenida Ría de Ribadeo. Permitirán a los viandantes llegar con seguridad a la zona comercial de Vilar. La inversión supera los 380.000 euros y, si se cumplen las previsiones, estarán finalizadas en noviembre. El alcalde ribadense destaca que la actuación transformará «un dos accesos que ten Ribadeo, que durante anos foi unha estrada convencional, pero agora conviven viandantes e vehículos».

Caravanas por Viveiro, donde aún esperan la circunvalación anunciada al empezar el siglo

A Viveiro lo definen como un cuello de botella del tráfico en A Mariña. La localidad es un paradigma de las carencias de infraestructuras que quedan aún en más evidencia con aluvión turístico. En horas punta, el tráfico se ralentiza y se repiten las caravanas en las entradas y salidas de la ciudad. No solo por el tráfico interior, sino también, y sobre todo, por el de tránsito, que debe cruzar Viveiro, sin alternativa. De las localidades más pobladas de A Mariña, sigue siendo la única que carece de variante para que los vehículos de paso no tengan que atravesar el casco urbano. Y todavía no hay fecha para la circunvalación de Viveiro que se anunció en el 2001.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

El aluvión turístico complica el tráfico por las carreteras mariñanas