«Isto parece unha romería»

El turismo masivo y sin control podría poner en peligro un enclave natural único sobre el mar Cantábrico


o vicedo / la voz

O Fuciño do Porco pasó desapercibido para el gran público hasta que el Concello de O Vicedo decidió señalizarlo y las redes sociales y los medios de comunicación comenzaron a hablar de un enclave natural extraordinario, y situado sobre sobre el mar Cantábrico y a tiro de piedra. Solo así se explica que cada fin de semana, cada día festivo, e incluso días laborables, se acerquen a visitar este saliente natural que se adentra en el mar Cantábrico cientos de personas de A Coruña, Pontevedra, Ourense, Vigo... En coches e incluso en autobuses. «E no verán volverán os madrileños, os asturianos, os vascos... Se isto segue así e non se controla nada, vano estragar», apunta un viveirense que conoce la zona desde hace décadas, y que ha visto y sentido su evolución. «Isto parece unha romería», sonreía el jueves una mujer de mediana edad que visitaba O Fuciño do Porco junto a un grupo de amigos, mientras se aproximaba a la baliza. «Hai quen di que os eucaliptos afean a paisaxe e o percorrido, e que se deberían plantar árbores autóctonas. ¡Mira ti, que levan aí toda a vida!», reflexionó el alcalde, Jesús Novo. Cosas del turismo masivo.

«Do Fuciño do Porco chamounos moito a atención o sendeiro de escaleiras de madeira polos acantilados. Parécenos un lugar fantástico, cunhas vistas impresionantes sobre o mar Cantábrico. Viñemos atraídos pola publicidade e as fotos aproveitando o día festivo, e marchamos encantados», Celeste e José Ignacio, visitantes de Santiago
«O único que lle falta ao sitio é que abran unha taberna ao principio co camiño, no alto, para poder tomar unha caña cos amigos e repoñer forzas despois da camiñata, que tira un pouco. Porque o sitio é estupendo, encantounos aos catro e sorprendeunos moito que houbese tanta xente»,  Malen, Oliva, Juan e María, turistas de Melide 

«¿Alguna sugerencia para este lugar? Somos de zona de montaña y dejaríamos todo como está. Ya demasiadas cosas han puesto en un paisaje que es tan hermoso, único», Sergio y Marcelo, amigos argentinos afincados en A Coruña
«En el último tramo, el que está más cerca de la baliza, debería haber una barandilla. Y yo pondría una especie de cuerda para ayudar a tirar un poco de la gente mayor», Teresa, visitante de Pontevedra
«Estaría ben que puxesen uns baños públicos a medio camiño, e tamén un SOS para avisar aos servizos de emerxencia se unha persoa, por exemplo, cae e torce un nocelo», Loli e Manolo, turistas de Pontevedra

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

«Isto parece unha romería»