El concesionario del faro hotel de Illa Pancha reclama una indemnización

Mantiene en el Contencioso la demanda al Concello por haber precintado el negocio en verano

.

ribadeo / la voz

Una vez que el Concello de Ribadeo ha levantado la orden de precinto que había sobre los apartamentos turísticos del faro de Illa Pancha, la intención del concesionario, Eirobra, es abrir al público «de forma inminente». De hecho, tiene operativa su página web para atender las primeras reservas. Antes deberá ejecutar tareas de jardinería, para adecentar el entorno tras estar todo el verano precintado, desde finales de mayo.

Otro frente que está abierto es el de las posibles responsabilidades. Eirobra sostiene que en todo momento se ciñó a la legalidad y que sufrió un perjuicio al no ser aceptadas las alternativas que presentó a las obras que le exigió ejecutar el Concello y que, a la postre, sí ha realizado. En el Contencioso hay presentada una demanda en la que Eirobra reclama al Concello daños y perjuicios y que se le indemnice por el lucro cesante, por el precinto desde mayo hasta esta misma semana, lo que le obligó a anular reservas que tenía contratadas para la temporada estival.

Suárez: «O Concello non é culpable de que perderan o verán»

El alcalde de Ribadeo, Fernando Suárez, divulgó ayer una nota a través del gabinete de prensa confirmando la noticia avanzada por La Voz de Galicia, de que el precinto del faro hotel de Illa Pancha había sido levantado, con lo que el concesionario puede abrir de nuevo las instalaciones. Suárez parece querer dejar claro que en ningún caso el Concello fue el responsable de que Eirobra no pudiese explotar los apartamentos turísticos en verano, al ser precintados.

«O Concello non é culpable nin da perda do verán, nin dos custes que deberá afrontar a concesión, nin tarabelos de gaita. O concesionario do hotel utilizou o verán en corrixir todos eses defectos e en asegurar que esa actividade funcione conforme á lei. Desde logo en Ribadeo non podemos, nin queremos, nin imos permitir que haxa unha actividade hoteleira ou calquera outra, sexa unha perruquería, un bar, ou unha industria, onde a auga potable se leve a cántaros, ou onde na varanda da ponte se poida colar un neno por non estar esta adaptada á normativa, ou onde a foxa séptica non reúna os requisitos e non se saiba moi ben onde acaban eses vertidos», señaló.

El alcalde insiste en que sus decisiones respecto al faro hotel de Illa Panda no responden a caprichos, sino que están amparadas en los informes de los técnicos.

Y deja ver que el conflicto está muy lejos de acabarse al levantarse el precinto sobre la actividad. Es así porque, si bien a la vista de la declaración responsable presentada por el concesionario (la tercera) los técnicos municipales indican que se puede levantar la suspensión de la licencia de apertura, queda verificarlo en el propio lugar. Y es aquí cuando surge un aspecto clave: el libre acceso a la isla que exige el Concello y que no está ni mucho menos claro que se garantice ya que la Autoridad Portuaria, titular del islote de Illa Pancha, no lo autoriza ni cree que el alcalde pueda exigirlo.

Y este es el asunto clave que queda por resolver. Fernando Suárez manifestó que el concesionario deberá garantizar el acceso público: «Se está todo ben, aquí paz e despois gloria como diría o outro, e senón está todo ben requiriráselle, como en calquera outra actividade, para que o corrixa nun prazo determinado, e senón o fai así procederase a suspender novamente».

Votación
3 votos
Comentarios

El concesionario del faro hotel de Illa Pancha reclama una indemnización