Una figura «única e inolvidable»

Personalidades de la cultura y la política elogian en Viveiro el talento de Maruja Mallo


VIVEIRO / LA VOZ

Maruja Mallo fue una figura a la altura de sus compañeros de generación Lorca, Dalí y Buñuel, y respetada por su «enorme talento», pese a introducirse en un mundo de hombres. Así fue recordada en la glosa de Asunción Rodríguez, quien dijo que la definición «surrealista», se quedaba pequeña a la viveirense: «Marujista é a etiqueta que mellor lle cae».

También la alcaldesa destacó a Ana María Gómez González -su nombre legal-, como una figura sin comparación en Viveiro, «berce de grandes persoeiros como os Irmáns Vilar Ponte ou Nicomedes Pastor Díaz»: «Era pequena de tamaño, pero grande, moi grande, polo que fixo e como o fixo. Sentímonos orgullosos de que sexa viveirense».

Darío Campos fue más allá, al afirmar que el de ayer fue un día de «ledicia» para la provincia: «Saldamos unha débeda histórica». Y el Conselleiro de Cultura, Román Rodríguez, resaltó que Maruja Mallo es un ejemplo más de la «enorme vida cultural pasada, presente e futura de Viveiro». «Só hai que ver o Resurrection Fest», sentenció.

También el presidente de la Academia y el propio Ramón Pernas destacaron a la viveirense como una figura «única e inolvidable», que hay que divulgar «aún más» como figura trascendental a nivel gallego, nacional e internacional.

Por no contar con el cronista oficial de Viveiro para el homenaje público, un pequeño grupo protestó quedándose a las puertas del teatro y no entró al acto.

La creadora viveirense también recibió un homenaje en San Cibrao

En el Museo Provincial do Mar de San Cibrao se celebró ayer el IV Congreso de Xéneros, Museos, Arte e Educación, que sirvió también de homenaje a Maruja Mallo. Además, se dio a conocer el proyecto de colaboración entre el Museo Thyssen-Bornemisza y la Rede Museística Provincial de Lugo. En ella intervinieron desde las 16 horas The Feminist Art Project de la Universidad Rutgers de Nueva Jersey; Claudia Mandela Katz, directora del Museo de las Mujeres de Costa Rica; Ana Moreno, jefa del área de Educación del Museo Thyssen-Bornemisza. Luego llegaron los actos de homenaje a Maruja Mallo, que incluyeron una mesa, dos exposiciones virtuales y una conferencia. Terminó con el performance de Renata Otero «Superwoman e artista. Paréceche pouco?»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una figura «única e inolvidable»