Los secretos del buque oceanográfico más moderno botado en la ría de Ribadeo

DANIEL GAYOSO CASTROPOL / LA VOZ

A MARIÑA

FOTO MIGUEL

El espectacular barco zarpó del astillero de Figueras con destino a Gijón; prestará servicio para la FAO

11 nov 2016 . Actualizado a las 20:54 h.

Con sus casi 75 metros de largo, el Fridtjof Nansen abandonó ayer la ría de Ribadeo rumbo a Gijón, donde permanecerá cerca de un mes realizando pruebas.

Se trata del buque oceanográfico construido por Astilleros Gondán por encargo del Ministerio de Asuntos Exteriores del Gobierno de Noruega. Es una embarcación de elevadas prestaciones tecnológicas que estudiará mares y océanos y que prestará servicio para la FAO, la organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura. Realizará estudios de ecosistemas marinos y análisis de recursos pesqueros con novedosos sistemas tecnológicos que usarán los científicos para analizar el cambio climático o la contaminación marina.

Uno de sus laterales cuenta con una compuerta por la que podrán salir dos embarcaciones que se encargarán de trabajan en zonas más específicas del mar. A bordo también irá un robot submarino teledirigido. Además, cuenta con una roldana de grandes dimensiones que arrastrará redes para capturar peces y estudiarlos.