Once de los trece concejales de Ribadeo, a favor del nuevo PXOM

J. A. Q. RIBADEO / LA VOZ

A MARIÑA

Solo Campo Braña (PP) y Eduardo Gutiérrez (PSOE) se abstuvieron

27 sep 2014 . Actualizado a las 05:07 h.

Otro asunto en el que la oposición se abstuvo fue en los criterios para el reparto del complemento de productividad entre la plantilla municipal, que se estiman en 127.000 euros anuales. El alcalde defendió que son más justos, que cobrar estas cantidades es un derecho de los trabajadores y que alcanzan a todos. Pero la oposición cuestionó los dos criterios que se aplican: 65% por asistencia al trabajo y 35% por el rendimiento del trabajador. «A asistencia ao traballo, que eu saiba, é obrigada. Non sei por que se ten que premiar», manifestó Agustín Reimóndez (UPRI).

La Xunta tiene ya en sus manos la decisión de aprobar el nuevo plan general de ordenación municipal de Ribadeo, después de que en el pleno del jueves la corporación lo aprobase de forma definitiva con las modificaciones requeridas por la Xunta. El alcalde, Fernando Suárez (BNG), no pudo mantener hasta el final la unanimidad que caracterizó la tramitación del plan, un trabajo que se inició hace siete años. Finalmente todos los concejales votaron a favor excepto Eduardo Gutiérrez (PSOE) y Campo Braña (PP), que se abstuvieron. Suárez expresó su confianza en que en unas semanas la Xunta dé su plácet al PXOM.

No logró el alcalde la misma unanimidad en otros asuntos, como fue el caso de la ordenanza reguladora de usos de los cementerios municipales de Ribadeo y Ove. Salió adelante exclusivamente con el voto a favor de los ediles del gobierno municipal. Los demás, de PP, UPRI y PSOE, se abstuvieron. Entre las novedades figuran que los niños revertirán al Concello a los 75 años, una vez entre en vigor la ordenanza. Este período, en todo caso, es prorrogable. El documento se aprobó inicialmente, de modo que ahora se expondrá al público para recabar sugerencias.