En nuestro pueblo, Ribadeo, hemos perdido gran número de servicios, delegaciones, puestos de trabajo, etcétera.

La Aduana principal de Ribadeo (la única con la que cuenta toda la provincia de Lugo, ya que en la delegación de Lugo capital solo se llevan temas de impuestos especiales), con solo dos funcionarios, atiende a todos los trabajos de numerosas importaciones y exportaciones que se generan en la provincia; entre ellas la factoría de Ence, de Alúmina-Aluminio, cooperativas (cereales y abonos), empresas de Asturias, astilleros, transportes de mercancías de y para terceros países, despacho de vehículos (camiones, turismos, motos), fábricas de madera (tablas, pino, eucalipto), y todos los suministros que solicitan la abundante flota pesquera y mercante de Burela, Celeiro, San Ciprián y Ribadeo.

El puerto y la Aduana siempre han estado ligados desde os orígenes de Ribadeo, siempre ha sido un complemento para el desarrollo de nuestro puerto.

Al perder la categoría de «Principal», se corre el riesgo de que la provincia de Lugo pierda servicios, tráficos y movimientos presentes y futuros, y de que ciertas mercancías dependerán del despacho en otras Aduanas, como en este caso de la Aduana de A Coruña.

Por todo lo expuesto, solicitamos que dado el gran perjuicio que puede suponer para nuestra provincia, se recupere la categoría de Aduana Principal para Ribadeo.

Escrito remitido por la Asociación de Veciños Atalaia de Ribadeo al director del departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Estatal de la Administración Tributaria. Atalaia también ha presentado un escrito similar en el Ayuntamiento de Ribadeo.

Votación
1 votos

La pérdida de categoría de la Aduana de Ribadeo