El hospital recupera el pulso tras cuatro días colapsado

SALVADOR SERANTES VIVEIRO / LA VOZ

A MARIÑA

PEPA LOSADA

El director confirma que ayer ya quedaron camas libres en varias áreas y en Urgencias recobraron el ritmo habitual

08 feb 2013 . Actualizado a las 07:09 h.

Varias altas de pacientes ingresados y menos afluencia de enfermos a Urgencias han hecho posible que el Hospital da Costa recuperase la normalidad. Ya no está colapsado, hay camas libres en distintas áreas y menos enfermos que atender. Si desde el sábado hasta ayer registraba una ocupación «do 110%», ayer oscilaba «entre o 80% e o 90%», explicó José Insua, el director del centro situado en Burela.

«Estabilizado», dentro de su endémica precariedad de espacio y de personal. Así describe Insua la situación del hospital. Cambió de un día para otro porque, según el director, la cirugía con técnicas laparoscópicas «diminúe as estancias» de pacientes operados y porque la «coordinación e implicación» de los profesionales contribuye a «acelerar probas, co que se adiantan diagnósticos e, no seu caso, altas» de enfermos. «Demostra o dinamismo do hospital e a optimización dos recursos», afirma.

Como casi todas las áreas del hospital, hasta anteayer Urgencias registraba niveles de «saturación» criticados por colectivos ciudadanos y reconocidos por la dirección. También ahí ha descendido la presión asistencial, en cuanto al número de pacientes, pero no al tipo de enfermedades, «crónicas descompensadas ou respiratorias».