José Pardo Vázquez

El futuro se llama Robobo

La empresa ferrolana Mint, impulsada por cinco profesores universitarios, diseña y construye un robot educativo dirigido a los colegios. El ingenio permite a los niños programar y trabajar en disciplinas como física o lógica.