Secciones

Tu edición

La Xunta cubrirá por concurso 591 jefaturas de servicio que hasta ahora se asignaban a dedo

El decreto, que quiere discutir con los sindicatos, reserva las plazas a funcionarios de carrera

La Voz de Galicia

En estos momentos, en torno a un 13 % de los ocho mil funcionarios autonómicos adscritos a la Administración Xeral de la Xunta que ejercen como jefes de servicio han sido nombrados a dedo, bajo el paraguas de la libre designación. Pero esta situación tiene los días contados. La Consellería de Facenda, responsable del personal, ha anunciado que pondrá cuanto antes en marcha el decreto que permitirá cubrir por concurso específico la convocatoria pública de 591 jefaturas de servicio que hasta ahora se asignaban bajo ese procedimiento.

El Gobierno gallego anunció esta medida en el 2015, pero ha tardado en activarla porque antes ha tenido que modificar las relaciones de puesto de trabajo (RPT) de cada consellería para adaptarlas a esa ley, un proceso que está completado al 80 % y que fue negociado con las asociaciones sindicales, que ahora también tendrán oportunidad de opinar sobre el decreto, que podrán debatir y enriquecer esta misma semana. Si alcanzan un acuerdo, se cumplirá así uno de los apartados más reivindicados de la Lei de Emprego Público de Galicia.

Teads fallback - Discover inRead by Teads!

Las jefaturas de servicio son puestos ocupados exclusivamente por personal funcionario que ahora van a pasar a cubrirse de forma mayoritaria a través de un concurso específico, y de esta forma se reducirá la aplicación del sistema de libre designación, una nueva fórmula que en principio se quería aplicar a medio millar de plazas y que finalmente rozará la seiscientas.

El nuevo reglamento de provisión de puestos de trabajo establece que este concurso específico constará de dos fases: en la primera, se realizará una valoración de los méritos generales o concretos, y esta parte supondrá como mínimo el 55 % de la puntuación máxima alcanzable.

En la segunda fase se valorarán las capacidades, aptitudes y conocimientos a través de la realización de pruebas de carácter práctico, como memorias, entrevistas o test profesionales, así como la valoración de informes de evaluación según se determine en la convocatoria. 

Pueden perder el puesto

El decreto incluye como novedad la valoración cada cinco años del desempeño en el puesto ocupado, cuestión que recaerá en una comisión técnica nombrada a tal efecto que determinará la continuidad o cese de la persona que consiguió el puesto en el concurso específico. Además, el decreto incluye la regulación de los procesos de movilidad, con las actualizaciones que implicó la Lei de Emprego Público.

Los sindicatos han insistido en los últimos años en la necesidad de limitar esa discrecionalidad que sí se admite para vicesecretarías, subdirecciones generales o secretarías de altos cargos, y excepcionalmente puestos de trabajo de especial responsabilidad o cualificación. Las organizaciones han puesto en duda la voluntad real de la Xunta de aplicar su propia ley.

Tags: Consellería de Facenda Empleados públicos Xunta de Galicia
Ver Comentarios