Un grupo de padres se alía para poner cebos a los pedófilos

Los miembros de «The Hunted One» se hacen pasar por niños y luego suben a la web vídeos con las detenciones de los depredadores sexuales y las pruebas contra ellos


Redacción 20/10/2016 07:47

The Haunted One es una organización secreta de padres británicos que dedican sus horas a perseguir a pedófilos, groomers (acosadores de menores mediante las nuevas tecnologías) y otros tipos de depredadores sexuales. La forma de actuación que tienen es poner señuelos en la Red para que los abusadores muerdan el anzuelo y, así, conseguir pruebas para que la Policía y, en última instancia los tribunales, puedan actuar en consecuencia.

Una de sus últimas víctimas fue Adrian Stroe, de 28 años. Según informa el Daily Mayl, este presunto pedófilo fue citado supuestamente por una niña de 13 años llamada Lucy Stephens. Tras intercambiar varios mensajes e imágenes con ella a través de su teléfono móvil, acordaron verse en persona cerca de la estación de ferrocarril de East Croydon, en Londres. Sin embargo, cuando llegó al punto de encuentro, Adrian se encontró con que en realidad había estado enviándose mensajes de texto con este grupo de padres y que los que le esperaban en ese punto de la capital británica era una representación de ellos, que recogieron el encuentro con una cámara y advirtieron a la policía. 

«Me he metido en un gran lío», dijo Adrian cuando se dio cuenta de que había caído en la trampa.

The Hunted One subió a la web una parte de los mensajes cruzados entre este supuesto pedófilo y Lucy. 

-«Podemos tener sexo», le sugiere Adrian. 

-«¿Dolerá?», pregunta la supuesta niña de 13 años. 

-«Solo los dos primeros minutos. Después de eso puedes sentir placer. Ya te lo he dicho muchas ocasiones».

Votación
6 votos
Etiquetas
Abusos sexuales Reino Unido Pedofilia
Comentarios