ventana al mundo a debate

Cuba sin Fidel


02/12/2016 05:00

En Cuba se presentan ahora tres interrogantes sobre su futuro. El primero es que el régimen militar esté decidido a mantener su política comunista, con el control de la economía y de la población sin libertades. El segundo, que trataría de conservar el régimen político comunista, pero abriéndose a la economía del mercado libre, tal como han hecho los chinos. El tercero, que necesitaría que el régimen castrista diese paso a una política de partidos, con una Constitución, tal como sucedió en España.

Ahora bien, si tuviésemos que calificar estas opciones como más probable y más peligrosa, entraríamos en el terreno de las conjeturas. Pero debemos tener en cuenta algunos factores que afectan a la solución del problema. En primer lugar, que la Cuba empobrecida no es la España de 1975, que era la novena potencia económica del mundo. Tampoco China se puede comparar con Cuba por razones obvias. Entonces podemos deducir que Cuba, con un régimen comunista, puede estar en el segundo o tercer caso, pero no en el primero. Es verdad que en Cuba se dan algunas circunstancias favorables, como la presión de los cubanos de Miami y la actitud que tome el presidente electo de Estados Unidos. También la Iglesia puede jugar un papel mediador y reconciliador, como hizo en España. Igualmente desde el exterior las principales potencias tratarán de facilitar las cosas en Cuba. Así, pronto veremos cómo se pone en marcha nuestra querida isla del Caribe. Ojalá que sea pacíficamente.

Votación
12 votos
Etiquetas