Imagen:Un vecino de Guipúzcoa se presentó ante el edificio donde vive para exigirle el dinero.

Escrache al estafador del «smartphone»

El vigués que detuvo esta semana la Policía Nacional por apropiación indebida suma más de cien denuncias


vigo / la voz

Un vigués que acumula más de cien denuncias por estafa recibió la semana pasada una inesperada visita en su domicilio de la calle Torrecedeira. El administrador de la página www.denuncioestafa.com, Alberto Mondragón, se presentó ante el edificio en el que vive con un tambor para pedirle a voz en grito y delante de sus convecinos que devuelva todo el dinero del que presuntamente se apropió indebidamente.

Estaba solo, pero representando a un colectivo de personas de diversos puntos de la geografía española a los que supuestamente engañó con anuncios falsos en Internet. El hombre, de 30 años de edad, ofrece a la venta teléfonos en páginas especializadas que luego nunca entrega y exige el dinero por adelantado.

Lo que hace no es ningún delito, dado que nunca reclama más de 400 euros a sus víctimas, por lo que siempre está en la calle. La Policía Nacional de Vigo lo ha detenido en varias ocasiones. La última vez fue esta misma semana, después de la denuncia que interpuso una persona en Palma de Mallorca. Tras quedar en libertad, vuelve a las andadas.

Sus afectados se cuentan por decenas y se mantienen en contacto entre ellos gracias a los foros de Internet. Precisamente, el presunto estafador denunció al administrador de una de estas páginas ante la Agencia de Protección de Datos porque los usuarios habían escrito su nombre y dirección en la página.

Su identidad es perfectamente conocida, puesto que comete los engaños a cara descubierta, sin ocultar ni su domicilio, ni identidad y, sobre todo, su número de cuenta bancaria.

Para evitar una sanción, el administrador de la página optó por borrar su nombre pero mantuvo sus iniciales: J.R.V. Pero después de la denuncia se lo tomó como algo personal y viajó desde Guipúzcoa hasta Vigo para hacerle un escrache en la puerta de su casa. Con el rostro pintado de color negro y armado con un megáfono y un tam tam, le pidió a gritos que devuelva todo el dinero que ha estafado a la gente.

Dentro del piso

El presunto delincuente se encontraba dentro de su domicilio. «Le vi la cara, nos estaba grabando y se asomó a la ventana», aseguraba ayer. Alberto Mondragón piensa volver otro día y repetir el escrache, al menos mientras continúa el goteo constante de afectados que van apareciendo cada semana. Lamentablemente descubren que han sido engañados una vez que teclean su nombre en Internet.

«Se ríe de la gente, a los jueces le dicen que le mandan dinero gente que se lo presta», afirma Alberto Mondragón.

Votación
13 votos
Etiquetas
Guipúzcoa Mallorca Policía Nacional Vigo ciudad Escraches Comarca de Vigo