El viento y las fuertes lluvias provocan inundaciones en Galicia

Educación suspende las actividades en el exterior de los centros educativos de la provincia de A Coruña. La Xunta mantiene las clases en toda la comunidad

$tituloImg.$pieImg

22/10/2013 00:41 h

Calles anegadas, bolsas de agua en las carreteras, paraguas rotos y olas que superan los cuatro metros de altura en la costa. Galicia sufre desde primera hora de esta tarde los efectos de un temporal que ya ha dejado vientos de hasta 135 kilómetros por hora y lluvias acumuladas de más de 74 milímetros. Las fuertes trombas registradas a media tarde han causado estragos en toda la comunidad, con alcantarillas desboradas, caos circulatorio y riadas en varios puntos de la geografía gallega.

El centro de atención a las emergencias (CAE) 112 ha gestionado un total de 127 incidencias a causa de las lluvias y del viento, y las provincias atlánticas han sido las que condensan un mayor número de intervenciones. Así, en A Coruña se produjeron el 83% de los incidentes, mientras que un 15% ocurrieron en Pontevedra, y el 3% restante en Lugo y Ourense. La mayor parte de las incidencias estuvieron relacionadas con inundaciones en las calles (32 intervenciones), viviendas (16) y carreteras (17), bolsas de agua en las carreteras (15) y ramas de árbol caído (14).

Desde la Dirección Xeral de Emerxencias han dado aviso a protección civil y bomberos de los concellos afectados, así como otros organimos de emergencias correspondientes. También hacen un llamamiento a la población para vigilar posibles caídas de objetos desde balcones y piden circular con precaución, especialmente si se realiza con vehículos ligeros como bicicletas o ciclomotores.

Educación ha comunicado que quedan suspendidas las actividades en el exterior de instalaciones de centros educativos situados en los ayuntamientos de las zonas de predicción meteorológica del oeste y suroeste de la provincia de A Coruña.

Educación suspende las actividades en el exterior de los centros educativos de la provincia de A Coruña, pero habrá clases en toda Galicia.

Caos circulatorio en A Coruña

La lluvia ha dejado un reguero de incidentes y provocó un auténtico caos circulatorio en la ciudad. El agua caída desde primera hora de la tarde ha provocado que se corte al tráfico un carril de Alfonso Molina, el de acceso a Pocomaco al crearse balsas de agua. Esto ha provocado retenciones de importancia en la principal vía de comunicación coruñesa, por lo que la Policía Local recomienda desviarse por Avenida del Ejército. También el túnel de Salgado Torres fue cortado al tráfico, al menos, en un carril de circulación, y el de Casablanca también ha registrado problemas de agua. También en Linares Rivas se crearon grandes balsas de agua de varios centímetros de altura. El Ayuntamiento ha puesto en la calle a la totalidad de los servicios de emergencia y recomienda que no se usen los coches particulares.

Ferrolterra, anegada

El frente que atraviesa Galicia ha dejado copiosas precipitaciones en la comarca, causando numerosas incidencias por desbordamientos y acumulación de agua en las calzadas. El concejal de Seguridade, Pablo Cal, ha informado de que debido a un desprendimiento sobre la vía del tren, en la zona de San Xoán, está suspendido el tráfico ferroviario, un extremo que confirmaron fuentes de Feve.

Varios viales de Ferrol se han visto especialmente afectados ante las fuertes lluvias, causando problemas de tráfico en el centro debido al anegamiento de las calzadas. Una de las zonas más afectadas ha sido el tramo entre Taxonera y la plaza de Galicia, frente a la entrada de Herrerías, donde se ha acumulado gran cantidad de agua, provocando retenciones. También la calle de la Iglesia, a la altura del Cantón, la avenida de Irmandiños, Esteiro y la zona del polígono de A Gándara han sufrido inundaciones. «Hay un buen río en la zona de Herrerías», señaló el concejal de Seguridade, que, no obstante, puntualizó que hasta el momento no se han producido problemas más graves que las inundaciones en vías públicas en los puntos «que habitualmente se encharcan». Entre ellos, se encuentran, además de los mencionados, A Malata y la Praza Vella. Los bomberos se encuentran «desbordados» por el aluvión de llamadas de avisos y emergencias. Además, efectivos de Protección Civil tuvieron que acudir para cortar un árbol. También se han registrado incidencias en Narón, Fene, Ares y Pontedeume.

Apagón en Balaídos

Las fuertes lluvias han coincidido con el partido que disputa el Celta en Balaídos, que después del descanso se ha quedado sin luz por una caída del transformador.

Además, el fuerte viento y la lluvia que afectan hoy a Pontevedra, y que han obligado a declarar la alerta naranja en la zona, ha provocado un accidente en Vigo. Un pino se cayó a las 7.40 en la avenida del aeropuerto, a la altura del Aeroclub, y tuvo que ser retirado por los bomberos porque quedó atravesando la calzada. El incidente provocó un accidente de tráfico.

Desprendimientos en Boiro

El mal tiempo de los últimos días no ha dejado de causar desprendimientos en diferentes viales de la comarca e inundaciones en calles de las principales localidades. Operarios del servicio de emergencias municipal de Boiro tuvieron que emplearse a fondo esta mañana para retirar de la carretera que sube al Iroite, por la aldea de Runs, rocas y barro que dificultaban el paso de vehículos. Además, fue necesario desatascar numerosas rejillas del alcantarillado en casi todas las localidades para que viales y calles no acumulasen bolsas de aguas.

Salvamento remolca un pesquero a la deriva

Todo indica que un fallo mecánico ha sido la causa de que un pesquero quedase a la deriva frente a Burela. Pasaba la una de la tarde de este lunes, cuando una lancha de Salvamento Marítimo entraba en la dársena burelense con el «Praia de Llas» remolcado. A bordo, sus dos tripulantes, ilesos.

Una tromba de agua inunda Santiago

La fuerte tromba de agua caída durante esta tarde está provocando un aluvión de llamadas a los bomberos y la policía local de Santiago.Los principales problemas se centran en varios puntos de las vías públicas en Castiñeiriño, Pelamios, avenida de Lugo, Entrerrios, San Lourenzo y Carmen de Abaixo, donde se han creado numerosas bolsas de agua que dificultan la circulación. También se han producido inundaciones en un garaje de la rúa Camilo Otero, en Pontepedriña; y una casa en la rúa García Lorca en Vite.

En Padrón, la crecida del río Rois anegó numerosas zonas, como el entorno de la playa fluvial de Seira y obligó a cortar al tráfico la vía que une esta zona con Pazos, a la altura del Muíño de Ponte Concheiro.

Votación
51 votos