Anoeta, nueve meses después

Víctor regresa al campo de su debut con un Dépor que atraviesa un bache en su notable trayectoria

a coruña / la voz, 16 de enero de 2016. Actualizado a las 16:59 h. 5

Ampliar imagen

0
0
0
0

Entonces no se estilaba en el Dépor lo del portero extra a domicilio, y aún así, Víctor Sánchez se estrenó con una convocatoria de 20. En San Sebastián fue donde Canella se dio cuenta de que no iba a sacarle beneficio al cambio de apellidos en el banquillo. De nada le valió al lateral izquierdo la baja de Luisinho y supo en el hotel de concentración que no llegaría a pisar esa tarde el césped de Anoeta. Tampoco Juan Domínguez, que repite ahora condición de baja notoria en el campo vasco; cancha que registró el debut de un entrenador que empezaba a jugarse la permanencia (la suya y la del equipo) en ocho jornadas y que vuelve hoy enfrascado en negociaciones para una renovación de plazo largo. Con el conjunto blanquiazul mirando al descenso desde la misma distancia a la que contempla las plazas Champions.

Esa zona templada, con la Liga Europa a tiro de una victoria, colma de sobra el objetivo fijado para esta campaña, pero esconde un bache de tres partidos y medio que estropeó el broche de una primera vuelta ilusionante. Caliente todavía el cadáver copero, las derrotas frente al Villarreal y el Real Madrid cortaron además una marcha digna de otras épocas en el torneo de la regularidad. Víctor quiso evitar ayer que los resultados recientes nublen el juicio global y recordó en sala de prensa que su equipo arranca el segundo tramo del campeonato «desde una posición mucho más ventajosa que en el inicio liguero».

Un argumento irrefutable, como el de que al Dépor le falta en el 2016 la solidez exhibida a partir del 22 de agosto del 2015. Las tablas sin goles firmadas frente a la Real en Riazor fueron un anticipo de hora y media de lo que estaba por venir. Batalla por cada punto y portería amurallada hasta convertir al grupo coruñés en el que menos oportunidades daba al rival en todo el continente.

Ahora que Zidane y Terrazas han encontrado las grietas de la propuesta blanquiazul, Víctor necesita alterar la fórmula y ayer ensayó a lona cerrada un nuevo asalto al campo de su debut. El primer envite en Anoeta concluyó en empate a dos y con Laure saltando al campo para achicar balones a espaldas de Juanfran. Doble refuerzo en el lateral que se repetirá esta noche, si las transparencias de Abegondo no engañan. También en la banda izquierda, donde Luisinho actuará por delante de Navarro. Precauciones similares a las tomadas en la primera jornada, aunque entonces Fayçal reemplazó al portugués, desterrado por su enganchón con Arribas.

El central madrileño también tuvo castigo aquel día y contempló el encuentro desde el banquillo. La acumulación de tarjetas le impedirá resarcirse, y hoy será nuevamente Lopo quien acompañe a Sidnei en el eje de la zaga. Precauciones para contrarrestar a los desequilibrantes hombres de banda de los donostiarras y el potencial rematador de Jonathas. A que el míster enderece sus registros en la cancha donde empezó a hacer carrera.

Con los mismos puntos que en la última visita

El 12 de abril del 2015, el Dépor llegaba a Anoeta con 27 puntos en el casillero. Nueve meses después vuelve a pisar San Sebastián con el mismo botín, pese a haber disputado once partidos menos de los que llevaba entonces. Ha cambiado el conjunto blanquiazul y también lo ha hecho la Real tras la llegada de Eusebio, como apuntaba ayer Víctor Sánchez: «Tiene una nueva idea de juego que está encajando mucho mejor con el perfil de su plantilla. Es un partido de nuestra liga, aunque por plantilla su potencial sea mayor».

El mencionado potencial donostiarra ha quedado mermado por las lesiones y el técnico local no podrá contar con Granero, Aguirretxe, Zurutuza y Canales.

Fede y Riera, fuera por lesión

En el bando visitante, a la ausencia de Arribas por sanción se sumaron ayer las de Riera y Fede. El delantero atraviesa un proceso febril y el extremo sufre molestias en el sóleo. Junto a ellos, son baja por lesión Borges y Fabricio, mientras Cardoso, Medunjanin y Juan Domínguez se quedan fuera por motivos técnicos.

Publicidad

Comentarios 1