El Deportivo más tierno de la temporada encaja una goleada ante el Real Madrid

El conjunto coruñés, lejos de su versión más efectiva en defensa, recibe un castigo exagerado ante la pegada del nuevo equipo de Zidane

La Voz / Redacción, 10 de enero de 2016. Actualizado a las 16:47 h. 16

0
0
0
0

Al Dépor le faltó puntería y más colmillo en el Bernabéu. Falló Lucas justo antes de que Benzema rompiese el marcador (con fuera de juego de Bale como asistente) y a partir de ahí el equipo coruñés no fue quien de contener el torrente ofensivo del Real Madrid, incapaz de espesar al rival como acostumbra hacer, e impotente en el área de Navas a pesar de sus buenas intenciones. El Dépor acumula su segunda derrota consecutiva del campeonato y aunque nunca le perdió la cara al esperado Madrid de Zidane, le penalizó su inferioridad en las dos áreas. Un regusto amargo para cerrar una ilusionante primera vuelta de los blanquiazules, de nuevo protagonistas en el campeonato.

El Deportivo llegaba al Bernabéu en un ambiente muy parecido al del Centenariazo. Era poco más que un convidado de piedra a la puesta de largo de Zidane, el chico apocado sin novia en la fiesta de fin de curso ante la coronación de los reyes del baile. Todo eran flashes para el Madrid, que se sintió como quien estira el día de Reyes. Para Cristiano, Kroos, Isco y Carvajal era una oportunidad para lucirse ante el nuevo jefe. El portugués estuvo lejos de su visión estática y decadente, el lateral reclamó la titularidad en lugar del mediocre Danilo, y los centrocampistas se emplearon en defensa y superaron a los blanquiazules a las espaldas de los mediocentros. El Madrid y su afición parecían hipervitaminados, con una energía desconocida en la etapa pasada. Lo pagó el Dépor pero no por el juego, si no por el torrente de llegadas sobre Lux.

Eran los síntomas de la llegada de Zidane para un Madrid que sin la pelota, empero, sufría. El Dépor salió al verde dispuesto a aguar el cotillón. Presionó arriba con la línea de cinco por detrás de Lucas, y tocó con sentido y calidad cuando se hacía con la pelota. El partido estuvo a un tris de enloquecer cuando a los 10 minutos Mosquera filtró un pase de cirujano para Lucas. La mala suerte quiso que el delantero tuviera que definir con la diestra y su tiro imperfecto lo intuyese Navas. Antes, Fajr había avisado y Cristiano respondido en un partido que se dibujaba de ida y vuelta. Pero Benzema acertó lo que Lucas no. Fue al cuarto de hora, tras un córner para el Madrid mal rematado por Ramos y que el francés recondujo con una preciosa coz. Bale, en fuera de juego, molestó lo juso en la jugada y el Dépor protestó sin éxito.

Ampliar imagen

La diferencia en las áreas rompió el partido. El Madrid atacaba por oleadas, llegando con mucha gente al área de Lux, ante un Dépor más maleable de lo habitual, con las bandas castigadas por las subidas de Marcelo y Carvajal, dos extremos más. Fue un equipo aseado el coruñés con la pelota pero casi nunca acertó a contragolpear ante un Madrid que no pareció especialmente ordenado en el repliegue. Y cuando Bale cabeceó un centro de Carvajal para hacer el 2-0, el partido se ponía demasiado oscuro.

El Bernabéu vibraba cuando Cristiano encontraba el poste y luego perdía la portería por menos de un palmo. Se cocía el tercero pero el Dépor reaccionó y mostró su capacidad de ser un equipo versátil. Incapaz de cerrar caminos como otros días, y sin poder correr, optó por el toque. Se movió Luis Alberto de la banda y pasó al centro, y Lucas disparó dos veces rozando la madera de la portería de Navas. Se ofreció bien Mosquera, apoyó Bergantiños y Luis Alberto se asoció con el goleador coruñés para trenzar buenas jugadas. Y acarició el gol Arribas en un córner perfecamente puesto por Fajr. Fue un Dépor bienintencionado, de buen gusto y llegada, si acaso blando ante la insistencia del Madrid, que disparó a discreción sobre Lux.

Víctor optó por un perfil más guerrero en el arranque del segundo tiempo. Jonás relevó a un Cartabia poco participativo y arrollado por Marcelo. Pero a los tres minutos de la reanudación, Cristiano cayó a banda derecha y centró para el buen remate de Bale en el punto de penalti. Incluso para el equipo que levantó un 2-0 en el Camp Nou la situación adquiría dimensiones preocupantes. El Dépor quiso pelear y tuvo minutos de rabia, empujando para buscar la reacción, con Mosquera y Bergantiños pisando área de Navas. Pero en otro córner Bale cabeceaba con poderío para completar su hat trick y rompía cualquier posibilidad de machada. Quedaban aún casi 30 minutos muy largos en el Bernabéu. Víctor no le escondió la cara al asunto e introdujo a Luisinho y a Oriol buscando al menos un gol. El resultado era tan exagerado como contundente para un Dépor que en su empeño de borrar el 0 de su marcador se expuso a la contra del Madrid. 

Lo rozaron Jonás y sobre todo Lucas, sin suerte en el área, la que tuvo Benzema para perseguir el rechace de Cristiano y encontrar el quinto. No bajó la cabeza el Deportivo, persiguió un gol que reflejase sus buenas intenciones en el Bernabéu, pero salió del coliseo blanco con su segunda derrota consectiva y con Arribas sancionado para Anoeta.

5 - Real Madrid: Keylor Navas; Dani Carvajal, Pepe, Sergio Ramos (Varane, m.46), Marcelo; Kroos, Modric, Isco (James, m.66); Bale (Jesé, m.74), Cristiano Ronaldo y Benzema.

0 - Deportivo: Lux; Juanfran, Arribas, Sidnei, Fernando Navarro (Luisinho, m.66); Mosquera, Álex Bergantiños, Fede Cartabia (Jonás, m.46), Fayçal Fajr (Oriol Riera, m.66); Luis Alberto y Lucas Pérez.

Goles: 1-0, m.15: Benzema. 2-0, m.22: Bale. 3-0, m. 49: Bale. 4-0, m.63: Bale. 5-0, m.92: Benzema.

Árbitro: Pérez Montero (colegio andaluz). Amonestó a Lux (15), Mosquera (64) y Arribas (71) por el Deportivo.

Publicidad

Comentarios 8