Imagen:

Eurovision: Italia llevó el mono, Azerbaiyán el caballo y España... el gallo

Manel Navarro confirma los peores augurios y pasará a la historia eurovisiva por su escasa afinación


En el zoo de Eurovisión de anoche Italia llevó el mono, Azerbaiyán el caballo y España… el gallo. Le traicionaron los nervios ayer a Manel Navarro y llevó su tema Do it for your lover a la última posición. Es la tercera vez que España cae al último lugar. Ya lo hizo Remedios Amaya en 1983 y lo repitió Lydia Rodríguez en 1999.

El representante español solo pudo cosechar 5 puntos del televoto -todos ellos procedentes de Portugal- quedando en blanco el casillero correspondiente a los votos del jurado.

Su puesta en escena y su estilismo surfero no fueron suficientes para la 62.ª edición del Festival de Eurovisión y acabó confirmando lo que ya se venía adelantando en las últimas semanas: 26.º puesto de 26 países participantes.

El cantante de Sabadell empezó seguro su actuación pero los nervios lo traicionaron provocando un desafine que lo llevó directamente a la última posición. El joven intérprete ya tuvo que soportar las críticas de la audiencia tras su selección como representante de España y ahora tendrá que asumir el pésimo resultado.El candidato español en Eurovisión,

«Contento a casa»

Manel Navarro, dijo después a los medios que se va «contento a casa», convencido de haber «hecho un trabajo muy bueno» pese a haber quedado en la última posición en la gala final del festival Eurovisión celebrada esta noche en Kiev.

«He quedado último y es lo que hay. Me voy con la cabeza bien alta. Me voy bien, me voy contento a casa. Al menos no hemos quedado los últimos en el voto del público. Creo que hemos hecho un trabajo muy bueno, para sentirnos orgullosos», dijo poco después de concluir la gala.

Aseguró que «no estaba nada nervioso» cuando le salió un gallo en medio de la actuación y achacó a la mala suerte el incidente que le valió un aluvión de críticas en las redes sociales.

«Hemos tenido un compañero, un gallito que ha salido»

«Hemos tenido un compañero, un gallito que ha salido. Es lo que hay. Cosas del directo. No sé por qué ha pasado. La verdad es que cuando he bajado del escenario me he reído por la mala suerte de que me tuviera que pasar hoy», dijo al respecto en unas declaraciones recogidas por la agencia EFE.

Tras esas palabras, algunos periodistas que cubrían el evento en Kiev le insinuaron que su reacción a la derrota no es la mejor manera de hacer autocrítica, a lo que respondió que «a lo mejor la canción no ha gustado».

«A mí me gusta la canción, la he compuesto yo. No hay que hacer un drama de esto. Ha sido una experiencia única y la voy a recordar siempre para bien, no para mal. Esto me da más fuerzas que nunca para seguir trabajando», apuntó el cantante que representó a España en Eurovisión.

A partir de ahora, agregó, toca «empezar a trabajar en mi carrera musical, mis conciertos y mi disco».

Votación
12 votos
Etiquetas
Eurovisión Italia Azerbaiyán Música Portugal Sabadell
Comentarios