«La Sexta Noche», un duro competidor para «El Gran debate» en la noche de los sábados

El nuevo programa le restó más de dos puntos de audiencia al que presenta Jordi González en Telecinco, además de «robarle varios contertulios»

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

La Sexta estrenó el pasado fin de semana su nueva apuesta para la noche de los sábados La Sexta Noche, un programa de debate e información que conduce Iñaki López, un rostro poco conocido en la televisión generalista ya que proviene de la cadena autonómica vasca ETB.

El nuevo programa consiguió restarle más de dos puntos a El Gran Debate de Telecinco, respecto a los datos de la semana anterior, aunque la opción elegida por la mayoría fue la película Los próximos 3 días de Antena 3 que obtuvo un 18,9 % de cuota de pantalla y 3.265.000 espectadores. Así El Gran Debate se convirtió en la segunda opción, con 12,8 % y 1.749.000 televidentes y La Sexta Noche, que terminó con un 7,7 % y 1.188.000 telespectadores.

El nuevo programa de La Sexta ya estaba rodeado de cierta polémica incluso antes de su estreno, tras el anuncio del fichaje de la hermana de Esperanza Aguirre, Rocío Aguirre como contertulia, en calidad de empresaria. Además de ella también contó con la presencia de Miguel Ángel Revilla, ex presidente de Cantabria y su plato fuerte era una entrevista al director del periódico El Mundo, Pedro J. Ramírez.

Entre lo más comentado por los telespectadores en Twitter estaba el trasvase de colaboradores, algo bastante usual, por lo que el público que sintonizó La Sexta se encontró con la abogada Paloma Zorrilla, una de las caras más conocidas de El Gran Debate, haciendo valer sus argumentos en la cadena de Planeta.

Otro de los puntos positivos del programa es la frescura de su presentador, Iñaki López, una cara nueva por la que apostó La Sexta y que da el salto desde ETB. En su momento se barajó que Juan Ramón Lucas pudiese conducir el programa, pero finalmente no hubo acuerdo.

Una de las pocas diferencias entre La Sexta Noche y El Gran Debate es que el primero, por el momento, parece centrarse en el corte informativo y de debate, huyendo de los contenidos de corazón. Mientras, el programa que conducen Jordi González y Sandra Barneda combina ambas temáticas, como el caso del pasado sábado, con la entrevista al torero Javier Conde, portavoz de la familia de Enrique Morente.

La nota negativa es que al final La Sexta Noche, con el «reciclaje» de algunos contertulios de otras cadenas, cae en errores similares, como que dos o incluso tres hablen al mismo tiempo, subiendo el tono cada vez más creando una sensación tan caótica para el que está en casa, que finalmente opta por coger el mando y cambiar de canal. Se trata de un debate, pero hay momentos en los que el plató se convierte en una jungla sin orden, algo que también ocurre con frecuencia en El Gran Debate.

El tiempo dirá si la apuesta informativa y de debate de La Sexta consigue consolidarse y hacerse un hueco en la noche de los sábados.

«El Gran Debate» o la jugada de Telecinco para huir del efecto «La Noria»

El Gran Debate nació hace poco más de un año como una forma de huir del efecto La Noria, tras la campaña encabezada por Pablo Herreros en la web por la polémica entrevista a la madre del Cuco, condenado por el caso Marta del Castillo. Las duras críticas ante esta entrevista provocaron una huida de anunciantes nunca vista y Telecinco optó por reconvertir La Noria en El Gran Debate, un programa con los mismos presentadores, los mismos colaboradores y distinto nombre y sintonía y enterrar La Noria. Y la jugada les salió bien, El Gran Debate conseguía hasta ahora sábado tras sábado captar a una audiencia que opta por este formato frente al cine, al que ahora, al parecer, le ha salido un duro competidor.

Más información Selección realizada automáticamente