Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Coches y realidad virtual, protagonistas de la feria CES de Las Vegas

Un vehículo deportivo eléctrico, las televisiones conectadas a los hogares y los relojes medidores de actividad física son algunas de las novedades más esperadas de la famosa feria

Andrei Sokolov y Christoph Dernbach | DPA, 05 de enero de 2016. Actualizado a las 23:01 h. 1

0
0
0
0

El primer gran anuncio de la feria de electrónica y tecnológica CES de Las Vegas ha llegado antes incluso de su comienzo, el 6 de enero, y de manos del sector automovilístico, uno de los grandes protagonistas de esta edición. La automotriz estadounidense General Motors anunció la inversión de 500 millones de dólares en la empresa intermedidaria de transportes Lyft para el desarrollo conjunto de una red de taxis robotizados.

La feria CES, dedicada en sus inicios a la televisión y los aparatos domésticos, se convierte así cada vez más en una plataforma para la presentación de los vehículos del futuro. Hace un año, Daimler ya presentó en Las Vegas su prototipo de coche sin conductor, el F015, mientras que un Audi condujo de forma autónoma 900 kilómetros entre California y Las Vegas.

Últimamente hubo rumores de que Google y Ford pensaban dar a conocer en la CES una colaboración para vehículos auto-conducidos. La automotriz estadounidense podría ser la encargada de fabricar el pequeño vehículo eléctrico de dos plazas desarrollado por Google para uso urbano. Aunque otras versiones apuntan a que sería Ford la que utilizaría el software desarrollado por el gigante de Internet. Sea como fuere, sería la primera gran colaboración de Google con un gigante del automóvil para el desarrollo de coches autónomos. Hasta ahora, los fabricantes han estado trabajando en el desarrollo de alternativas propias.

También serán protagonistas en esta feria los coches eléctricos. Se espera que General Motors presente la versión lista para producción del pequeño y económico coche eléctrico Chevy Bolt. Hay rumores de que la alemana Volkswagen presentará un coche eléctrico, y se especula que podría ser una versión del mítico VW Bus. Además, Faraday Future, una empresa de apenas dos años y hasta ahora casi desconocida, presentó en el marco del inicio de la feria el prototipo de su primer vehículo: un coche deportivo eléctrico, alejado del modelo más convencional que se esperaba. 

El FFZERO1 tiene una forma futurista, es extremadamente plano y sólo cuenta con espacio para el conductor. El soporte para el smartphone está integrado directamente en el volante. Faraday Future, financiada por el multimillorario chino Jia Yueting, saltó a los titulares hace poco por sus planes de construir una fábrica de baterías de más de 1.000 millones de dólares en Estados Unidos.

La avalancha de anuncios sobre el mundo del motor en el marco de la CES sorprende aun más teniendo en cuenta que dentro de sólo una semana se celebrará el Sector del Automóvil de Detroit, especializado en el sector automotor. Pero a los fabricantes de coches les gusta presentar sus novedades en la feria de Las Vegas para mostrarse codo con codo con los sectores de la tecnología e Internet.

Pero aunque los automóviles acaparen gran parte de la atención en la CES, la tecnología doméstica también sigue ahí. Y en esta edición, que se prolongará hasta el sábado, parece estar centrada en tres aspectos fundamentales: la realidad virtual, el Internet de las cosas -con las casas conectadas- y todo tipo de weareables, los pequeños dispositivos que se pueden llevar encima, como las ya populares pulseras medidoras de actividad física.

Este año será la prueba de fuego en los mercados para las gafas de realidad virtual con las que los usuarios pueden sumergirse en mundos virtuales. Samsung ya tiene a la venta sus Gear VR y pronto le seguirán Sony con su Playstation VR y las esperadas gafas de Oculus, el pionero en esta tecnología y que ahora pertenece a Facebook. Ahora será el momento de demostrar con contenidos como juegos o videos lo que es capaz de hacer la técnica. Al fin y al cabo se trata de convencer a los usuarios de ponerse unos «gadgets» más bien aparatosos que recuerdan a unas enormes gafas de esquiar.

Samsung también quiere utilizar la CES para centrar la atención en las televisiones conectadas a los hogares. «La televisión está dotada de todas las opciones de conectividad, por lo que es ideal para funcionar como centro de conexión de los aparatos del hogar», explica Kai Hillebrandt, directivo de la empresa surcoreana. Samsung anunció que todas sus nuevas televisiones con definición ultra-HD pueden utilizarse como centro de conexión en las casas.

En cuanto a los «wereables», en los últimos años durante la CES se presentaron muchos medidores de actividad física y relojes inteligentes, pero la mayor parte de ellos no dejaron huella más allá de los muros de la feria. Desde la última cita en Las Vegas, el Apple Watch se ha posicionado como líder en el mercado de los relojes inteligentes, mientras que Fitbit se mantuvo en el primer puesto entre las pulseras de fitness. Ahora Samsung quiere mostrar un cinturón inteligente desarrollado en su laboratorio de innovación que, entre otros, contabilizará los pasos y el tiempo que se pasa sentado.

Publicidad

Comentarios 0