Imagen:

El Gobierno autoriza a simultanear las adopciones en Etiopía con otro país

Hay 460 familias en España y 90 gallegas afectadas por el cese de los acogimientos


Santiago / La Voz

El pasado mes de abril el Gobierno etíope decidió suspender todas las adopciones internacionales en su país. En España, 460 familias se quedaron atrapadas con sus procesos, y de ellas, 90 son gallegas. Ante esta situación, la Dirección General de Familia del Ministerio de Sanidad, que es el departamento competente en adopciones, ha autorizado a las familias que tienen un expediente en este país a que tramiten, si así lo desean y de forma simultánea, otro en un Estado diferente. Hay que recordar que la norma impide intentar la adopción en dos países, aunque sí es compatible un expediente nacional y otro internacional.

Precisamente ayer la ministra, Dolors Montserrat, compareció en el Congreso tras una interpelación de Ciudadanos en la que afirmó que la Oficina de Información Diplomática había conseguido desbloquear la situación de seis de estas 460 familias, al tener ya una sentencia firme, es decir, un menor asignado y estar en el país para recoger al pequeño. 

Una caída brusca

Las adopciones internacionales han caído en los últimos años bruscamente en Galicia y en toda España. No solo por la crisis, sino por las dificultades burocráticas y los conflictos que han surgido en muchos de los destinos elegidos, como es el caso de Etiopía. Desde el 2004 al 2015 se redujeron más de la mitad en todo el Estado. De ahí que se haya elaborado un nuevo reglamento sobre los procesos de adopción que está en fase de consulta, para intentar frenar la caída de los acogimientos.

Además de los países que por sus conflictos han paralizado las

adopciones, 30 familias que iniciaron un proceso en Burundi, una decena de ellas gallegas, están también en el limbo por el cierre de la entidad que tramitaba el acogimiento.

Sanidad aseguró que mantendrá en breve una reunión con las comunidades para analizar cuál es la situación y buscar un posible desbloqueo.

Preasignaciones en Galicia. De menores en el 2016, en el 2009 fueron 109, y a partir de ahí la cifra comenzó a caer.

Ocho niños gallegos quieren un hogar

Mientras miles de familias españolas están a la espera de un menor, hay pequeños que tienen enormes dificultades para encontrar un hogar. Son los que forman parte del programa de adopciones especiales que gestiona la Fundación Meniños en Galicia, que persigue encontrar una familia para grupos de hermanos, niños con alguna discapacidad o enfermedad, adolescentes, o cualquier otra casuística que dificulte encontrar una familia.

En estos momentos hay ocho menores en este programa, y aunque hay una docena de adoptante inscritos, están dispuestos a acoger a menores, pero no con las características de estos ocho. Desde agosto del 2015 once niños encontraron un hogar en cinco familias. «Y es que somos un programa de cifras pequeñas» dice Olalla Castiñeiras, técnico de Meniños. Aunque los futuros progenitores vienen concienciados sobre la problemática que se van a encontrar, en ocasiones confunden este programa con las adopciones internacionales especiales, que implican que el menor tiene una enfermedad o una pequeña discapacidad, pero no problemas graves, «y también nos pasa al revés, familias que se van abriendo a la posibilidad de acoger a menores con más necesidades», explica Castiñeiras.

Votación
1 votos
Etiquetas
Adopciones Ministerio de Sanidad Etiopía Dolors Montserrat Ciudadanos África
Comentarios