El sueño truncado de ochenta familias

La entidad que gestiona las adopciones en Burundi y Etiopía cierra, y los 79 solicitantes renuncian a los acogimientos y pierden el dinero que habían adelantado

.

Santiago / la Voz 23/02/2017 05:00 h

No ha habido final feliz. Ochenta familias, casi todas gallegas, han visto su sueño truncado de realizar una adopción internacional. Hace unas semanas la entidad colaboradora (ECAI) que tramita estos acogimientos pidió una cantidad económica a mayores para poder seguir con los expedientes abiertos -con la autorización de la Xunta de Galicia- pero era necesario que al menos veinte familias aceptasen esta nueva tarifa, con el fin de conseguir la viabilidad de la ECAI Addis Galicia. Finalmente solo aceptaron diez familias de Etiopía y cuatro de Burundi, por lo que se paralizan todos los procesos, es decir, no habrá adopción, y las familias perderán el dinero que habían adelantado para iniciar el procedimiento.

La Consellería de Política Social confirmó una a una la respuesta de estas familias para comprobar si se alcanzaba el mínimo de expedientes que permitiese seguir adelante con las adopciones, pero no fueron suficientes. La ECAI, por lo tanto, cerrará, y los expedientes tendrán que abandonarse. Hay países que permiten que una administración gestione directamente las adopciones internacionales. Ocurrió en el pasado con Colombia, cuando cerró la entidad colaboradora que hacía de intermediaria. En ese caso, la Xunta asumió los expedientes para que las familias pudiesen seguir adelante con sus procesos. Pero ni Etiopía ni Burundi lo permiten, por lo que, explican desde Política Social, no pueden asumir las solicitudes de las familias.

La Xunta ha enviado un correo electrónico a las familias afectados y está realizando llamadas para explicarles la situación y resolver dudas, por si alguna quiere intentar un acogimiento en otro país.

Sí continúan los anteriores

Las familias afectadas son 79 que intentaban adoptar en estos dos países, pero los expedientes que no se ven afectados son los anteriores, es decir, los de personas que ya tienen un niño preasignado tanto en Burundi como en Etiopía y que están pendientes de un juicio en estos países, que es cuando se ratifica la adopción.

De las ochenta familias 49 habían tramitado una adopción en Etiopía y son gallegas. Las otras treinta son de distintas comunidades, ya que Addis Galicia era la única ECAI en España que tramitaba acogimientos en Burundi. En concreto hay diez familias de Andalucía, nueve de Galicia, cuatro de Madrid, otras cuatro de Valencia y el resto de Castilla y León, Asturias y Cantabria.

Las familias recibieron hace unas semanas una carta de la Xunta para mantener una reunión en Santiago. Allí les explicaron que la inestabilidad en estos dos países y los cambios impuestos en las condiciones, obligaron a la ECAI a actualizar las tarifas a los adoptantes, unas tarifas que autorizó la Xunta y que estaban condicionadas a que hubiese al menos veinte solicitantes que continuasen con los expedientes, algo que no ha sucedido.

La Consellería de Política Social asegura que simplemente certifica que la ECAI, entidad sin ánimo de lucro, cumpla todos los requisitos y controla sus tarifas, que deben estar justificadas y dedicarse a las gestiones y mantenimiento de los recursos en el país de destino.

Votación
2 votos
Comentarios