Imagen:

Amancio Ortega pasa revista a sus tiendas de Marineda City

«Estoy viendo cómo funciona todo esto», dijo el presidente de Inditex tras una visita de seis horas, con sándwich incluido


a coruña / la voz

Un sándwich vegetal, una cerveza y un café con sacarina. El que toma ese menú tan normal es una persona excepcional. Se trata del séptimo hombre más rico del mundo, Amancio Ortega. Entre los clientes de la cafetería se producen miradas extrañadas que dibujan el mismo interrogante: «¿Ese es el de Zara?». Pronto empieza el runrún entre los camareros. Y, efectivamente, se trataba del dueño de Inditex dejándose ver de una manera inusual en él.

La comida, a las 14.30, llegaba tras varias horas supervisando minuciosamente las tiendas que su firma estrena en Marineda City, la gran área comercial que se inauguró la semana pasada en A Coruña. Ortega llegó al complejo acompañado de tres de sus asesores a eso de las once y lo primero que visitó fue la tienda de Zara. Lo que en principio podría parecer una visita rutinaria terminó por convertirse en un examen completo de cada detalle de la tienda.

El dueño de Inditex se interesó, entre otras cosas, por las pantallas luminosas de sus establecimientos, propuso cambios en la colocación del mobiliario y comunicó a los responsables de la tienda su opinión sobre la nueva temporada, llena de prendas con colores flúor.

Ya por la tarde, tras la comida, visitó Zara Home, Massimo Dutti, Bershka, Oysho, Uterqüe y Pull & Bear, acompañado de sus empleados y varios guardaespaldas, que no lo dejaron solo ni un minuto. Al final, también quiso echar un vistazo a la competencia, entrando en Blanco y Primark.

Alrededor de las cinco puso fin a la jornada. Interrogado por la visita antes de irse, Ortega sonrió y le quitó importancia. «Estoy viendo cómo funcionan las tiendas y todo esto, como miles de personas», dijo.

Votación
96 votos
Etiquetas
Amancio Ortega Inditex Zara A Coruña ciudad Marineda City Comarca da Coruña Primark