La Xunta entregará a 3.000 familias material para elaborar compost

La Consellería de Medio Ambiente promoverá la reutilización de desperdicios biológicos en doce municipios


La Xunta quiere convertir la reutilización en uno de los pilares básicos de la gestión de residuos de Galicia. Antes de acabar el año 2008, la Consellería de Medio Ambiente habrá repartido a 3.000 familias de doce municipios el material necesario para elaborar compost doméstico, un fertilizante obtenido del prensado y fermentación de residuos orgánicos de alimentos o de podas.

La iniciativa se inició de forma experimental en febrero del pasado año en cuatro concellos de la comarca ourensana de O Ribeiro: O Carballiño, Ribadavia, Piñor y Carballeda de Avia. Según los expertos de las asociaciones ecologistas Adega y Amigos da Terra, encargadas de la formación de los participantes y del seguimiento del programa, los resultados fueron «muy positivos».

Ese es el motivo por el que la Xunta ha decidido extender la iniciativa a otros ocho municipios. Los concellos beneficiarios serán los ourensanos de O Barco, Rubiá, A Rúa y Petín, los coruñeses de Carballo, Cerceda y Ordes y el pontevedrés de A Illa de Arousa. En este último ayuntamiento se repartirán 190 compostadores -contenedores destinados al prensado de los residuos- y en el resto, 50. Además, la Consellería de Medio Ambiente pretende incluir también a los municipios integrados en parques naturales y espacios protegidos por la Red Natura hasta llegar a la cifra de 3.000 familias que traten sus residuos orgánicos para la elaboración de compost.

Beneficios

Alcaldes y concejales de los doce municipios seleccionados asistieron ayer en Ourense a la presentación del programa piloto de compostaje doméstico de la Xunta. Allí el presidente de Sogama, Xosé Álvarez, les explicó que el tratamiento doméstico de los desperdicios orgánicos -que suponen el 60% de los desechos producidos por las familias- hará que los concellos envíen menos residuos a las plantas de tratamiento y vean así reducido los gastos que ello provoca. Además, el programa mejorará la recogida selectiva y se incrementará así el dinero que los municipios reciben a cambio de la recogida de envases y vidrio. Por otro lado, la producción de compost facilitará la utilización de abonos naturales en lugar de químicos.

El programa fue muy bien acogido por los representantes políticos de los concellos beneficiarios, seleccionados por su interés en la reducción de residuos, según aseguró el conselleiro de Medio Ambiente, Manuel Vázquez. El alcalde de Piñor, Francisco Fraga, explicó que la iniciativa había contribuido a reducir la factura de Sogama en su municipio, circunstancia que preocupa especialmente a los regidores municipales. «Nós debemos de estar preto dos 42.000 euros ao ano e ao final somos deficitarios porque teriamos que cobrar un imposto de máis de cen euros ós veciños», lamenta Miguel Bautista Carballo, alcalde de Petín.

El conselleiro de Medio Ambiente apeló a la colaboración de ciudadanos y administraciones locales para extender el compostaje a todo el rural gallego, ya que apuntó que aplicar el programa presentado ayer en todo el territorio supondría una inversión de cuarenta millones de euros.

Vázquez dijo que a partir de este año exigirá el cumplimiento de la recuperación de espacios degradados a canteras y todo tipo de empresas e indicó que el compost tendrá una gran utilidad para ello.

Votación
0 votos