El BNG ve que las quejas vecinales ponen en duda el interés público de la obra de Galeras


08/02/2014 07:00 h

El BNG considera que la oposición vecinal en Galeras a la construcción de una rotonda resta fuerza al interés general que debe sustentar esta intervención. «Se a veciñanza non está de acordo con este proxecto, cada vez está un pouco menos xustificado o interese xeral» de esa obra, sostiene Rubén Cela, quien afirma que precisamente esa actuación «é posibel facela se está xustificado o interese xeral para o conxunto da veciñanza e para os intereses colectivos da cidade».

Pero además de la oposición vecinal, que hoy se concretará en una protesta a las 13 horas delante de la zona vallada, Cela insiste en manifestar sus dudas sobre la tramitación y la ejecución de un proyecto sobre el que «é evidente que non houbo diálogo previo coa veciñanza». Y pese a que asume que es evidente que nunca se pueden hacer las cosas a gusto de todos, reclama «sensibilidade» para contrastar los proyectos con los afectados.

Sobre la protesta vecinal, dice que la presión social «é unha das ferramentas fundamentais» para conseguir transformar proxectos, «ademais de ser lexítimo» ante una obra que no ven correcta.

Votación
2 votos