Los lucenses suspenden a la alcaldesa y a la oposición, que incluso tiene peor valoración

Lara Méndez consigue acercarse al aprobado, en tanto que los otros grupos apenas rebasan el 4 de nota


LUGO / LA VOZ 15/05/2017 04:00 h

La alcaldesa de Lugo se acerca al aprobado, pero suspende; los grupos de la oposición también suspenden, pero tienen más lejos el aprobado. Los datos de la encuesta de Sondaxe demuestran que la gestión de Lara Méndez, primera mujer socialista al frente del Concello lucense, merece una valoración de 4,83; la oposición se queda en un 4,28.

Los más jóvenes son los que valoran mejor la gestión de la regidora: entre los de 18 a 29 años supera el aprobado, puesto que consigue un 5,10; entre los de 30 a 44, incluso supera esa puntuación hasta conseguir un 5,13. Por el contrario, entre la población de más edad baja el grado de aceptación por su trabajo, que además disminuye a medida que aumenta la edad de los encuestados: el 4,64 que alcanza entre los de 45 a 64 años se queda en un 4,59 entre los que rebasan los 65.

Curiosamente, la puntuación que merece la oposición sigue esa misma tendencia, un crecimiento que luego se vuelve descenso, a medida que se recorren esos tramos de edad. El 4,25 que logra entre los lucenses de 18 a 29 años crece hasta un 4,64 entre los que tienen de 30 a 44; luego, sin embargo, baja entre los de 45 a 65 (4,18) y sigue descendiendo entre los que están por encima de los 65 años (3,97). De esos datos, por otro lado, se deduce que solo Lara Méndez consigue en algún momento superar el aprobado. La oposición, en cambio, no solo está por debajo, sino que llega a soportar una puntuación inferior a 3, que no se da en el caso de Lara Méndez.

 Mejor con las mujeres

Las mujeres dan una puntuación algo mejor a Lara Méndez que la que le otorgan los hombres. Entre la población femenina roza el aprobado (4,91), del que, sin embargo, está un poco más alejada entre la población femenina (4,73). También se da una situación similar en la oposición, más cercana al aprobado con el criterio femenino (4,35 de nota) que con el masculino (4,21).

En el centro histórico es donde Lara Méndez alcanza los mejores resultados. En esa zona de la ciudad rebasa el aprobado (5,37), algo que en los otros distritos no logra. Roza el 5 en la zona rural (4,95), pero ya está más lejos en el norte (4,75), en el sur (4,79), en el oeste (4,73) y, sobre todo, en el este (4,27).

En cambio, la valoración de la oposición en conjunto es peor en el centro histórico que en el resto de demarcaciones. Así, en el centro apenas rebasa el 4 (4,09), aunque solo en una de las otras supera el 4,5 (4,53 en el este): recibe en el norte un 4,22; en el sur, un 4,41; en el oeste, un 4,13, y en la zona rural, un 4,26.

 Distancia en el centro

La mayor distancia entre la alcaldesa y la oposición se da en el centro histórico, en donde Lara Méndez supera a los demás por más de un punto de diferencia: en esa zona del municipio aprueba con una holgura que no tiene en las otras demarcaciones -tiene un 5,37-, en tanto que la oposición supera por poco el 4 (4,09).

Solo en el este recibe la regidora peor puntuación que la oposición, aunque la distancia es menor que la que ella consigue en el centro: así, recibe un 4,27, en tanto que la oposición llega a un 4,53. En el resto de zonas Lara Méndez consigue mejor puntuación, aunque en ningún caso dispone de una nota superior a 5.

 Oscilaciones

En el norte roza el aprobado (4,95) y la oposición solo rebasa el 4 (4,22); en el sur baja un poco esa diferencia (4,79 de Méndez y 4,41 de la oposición); en el oeste se amplía ligeramente esa distancia (4,73 para la alcaldesa y 4,13 para la oposición).

La puntuación más alta

El grado de aceptación del trabajo de Lara Méndez entre los votantes socialistas es claramente favorable: le dan un 5,56. Curiosamente, las oscilaciones de su valoración entre los votantes de las otras siglas no se relaciona claramente con la teórica afinidad ideológica: entre los votantes del PP logra un 4,65; entre los de Lugonovo roza el aprobado (4,94), y entre los del BNG empeora su crédito (4,33); pero hacia el centro y hacia la izquierda su valoración también empeora, pues los votantes de Ciudadanos la puntúan por debajo de 4 (3,76), y los de ACE, peor incluso, apenas superando el 3 (3,03).

  Más de 5 al PP

En cuanto a la valoración de la gestión de los opositores, entre los votantes del PP se concede una superior al aprobado (5,13), algo que no aparece en el resto de siglas. Entre los votantes de Lugonovo no se consigue el aprobado (4,68), pero la opinión de los que votaron a otras formaciones es peor: para los partidarios del BNG en el 2015, la nota media es de 3,26; para los que dieron su apoyo a Ciudadanos, es de un 4,12, y para los que eligieron ACE, incluso más baja (3,81 de valoración). Los votantes del PSOE, por su parte, dan a la oposición un 3,96.

Votación
2 votos
Comentarios