Quejas de los turistas por la falta de cuidado en la señalización del templo de Santa Eulalia de Bóveda


31/08/2008 02:00 h

El templo más enigmático de Galicia, datado en el siglo IV, se encuentra en Santa Eulalia de Bóveda, a 14 kilómetros de Lugo. Pero tan poca distancia apenas es percibida por los propios gallegos, que desconocen en su mayoría este lugar, declarado monumento nacional.

Este verano es, con diferencia, el que más turistas recibe de los últimos años. Ha destacado la presencia de alemanes y franceses, muy interesados en las características del templo. Y eso, a pesar de los problemas de señalización crónicos que sufre el templo. Una vez que se coge la carretera en dirección a Friol y luego la pista a Poutomillos, el viaje acaba siendo una odisea. Son muchos los turistas que acaban en San Román de Retorta (Guntín) por culpa de haberse pasado el cruce que lleva a Bóveda. El motivo no es otro que la abundante maleza que cubre los indicadores. Este hecho ha sido ya denunciado en años anteriores por turistas y viajeros.

Por otra parte, existen quejas sobre los continuos cambios en los horarios del monumento. El actual es el siguiente: Hasta el 30 de septiembre, de 8.00 a 15.00 y de 16.00 a 19.00, de lunes a viernes, y los fines de semana y festivos, de 11.00 a 15.00 y de 16.00 a 20.00. Luego, hasta final de año, será de 8.00 a 15.00 y de 16.00 a 18.00, de lunes a viernes; y de 11.00 a 15.00 y 16.00 a 18.00, fines de semana y festivos. El 1 de enero, ya será otra cosa.

Votación
0 votos