Algunos de los más sádicos asesinos en serie


A lo largo de los años ha habido numerosos asesinos en serie. Los más destacados, por el miedo causado donde actuaban y el número de víctimas, fueron: El monstruo de los Andes . Pedro Alonso López Monsalve, colombiano acusado de asesinar y violar a 310 niñas en Ecuador, Colombia y Perú. 14 años de cárcel en Quito. Deportado a Colombia, ingresó en un psiquiátrico, del que huyó en 1998. El sádico de Cundinamarca o monstruo del Charquito. Daniel Camargo. Colombiano condenado a 16 años por 36 violaciones y muertes de niñas y mujeres. Lo mató (2004) en prisión un reo primo de una de sus víctimas. El Doctor Muerte . El médico británico Harold Shipman mató a 15 pacientes (ancianas) con una inyección de morfina. En el 2000 fue condenado a cadena perpetua. La jueza concluyó en el 2005 que había asesinado a 250. El carnicero de Rostov. Andrei Chikatilo, profesor y padre de familia ruso. Condenado a muerte en 1992 por 52 asesinatos, la mayoría adolescentes a los que violó y mutiló, tras lo cual ingirió sus cuerpos, en Rusia, Ucrania y Uzbekistán. El maníaco del martillo. El ruso Alexánder Pichuzhkin confesó 62 homicidios. En octubre fue declarado culpable de 48. El granjero de Vancouver. Robert William Pickton. 27 acusaciones de asesinato. En un congelador de su granja había cabezas, pies y manos de personas. El juicio comenzó en enero. El asesino de Green River. Gary León Ridgway (EE.?UU.) admitió en el 2003 haber matado a 48 mujeres, la mayoría prostitutas. El vampiro de Dusseldorf. Meter Kürten (Alemania) condenado a nueve penas de muerte y decapitado en 1931. Se bebía la sangre de las víctimas.

Votación
0 votos
Etiquetas
Alemania Colombia Ecuador Perú Rusia Ucrania León