Buscar equilibrio en medio de la incomodidad


Es un partido incómodo porque Berizzo tiene que primar un duelo tan importante como el del Alavés. Creo que el entrenador tiene que buscar el equilibrio porque el Real Madrid es un equipo con un potencial enorme y debido a la cercanía del último enfrentamiento con ganas de competir, no solo por mantener la distancia en la Liga, sino por la eliminación en la Copa.

En los dos últimos partidos de Liga en los que rotó Berizzo el Celta perdió ante la Real pero se podía haber dado aun sin rotaciones y el sábado pasado sacó el encuentro adelante en un campo difícil. Para una plantilla como la del Celta son necesarias las rotaciones para estar después a un nivel óptimo para el duelo con el Alavés.

No considerar la visita del Real Madrid un partido prioritario es una circunstancia rara, pero bienvenida sea, porque que el Celta tenga opciones de jugar una final de Copa es algo que solo se da cada cierto tiempo. Es un momento en el que hay que elegir y yo no lo dudaría porque quedan muchos puntos en juego. Aun así, sería muy importante dar una buena imagen ante el líder.

A nivel psicológico, para cambiar el chip de la Copa a la Liga depende quién juegue. Si el entrenador opta por las rotaciones y dar descanso a los que han disputado la ida de semifinales será más sencillo que si apuesta por los mismos. Creo que el jueves se vio la responsabilidad que genera este tipo de partidos.

Con respecto al 0-0 de Copa, yo lo consideraría un buen resultado por las características de los dos equipos. El Alavés encaja y marca poco y el Celta es una escuadra muy vertical que puede hacer daño con sus rápidas transiciones.

Julio Álvarez-Buylla es entrenador nacional y máster en Psicología del Deporte

 

Votación
2 votos
Etiquetas
Celta Real Madrid
Comentarios