Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Rajoy: «Vamos a defender nuestras posiciones e intentar formar Gobierno»

El presidente del Gobierno anuncia que trabajará para que le retiren su condición de «persona no grata» en Pontevedra

Alfredo. L. PenidePontevedra, 13 de marzo de 2016. Actualizado a las 21:49 h. 10

0
0
0
0

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, volvió este domingo a su ciudad de residencia para mostrarse «orgulloso de haber ganado siempre las elecciones generales en Pontevedra» desde la desaparición de UCD, resultado que achacó a la «cercanía» y «fe en la victoria», dijo para augurar que volverá a vencer su partido en las próximas citas electorales.

Agradeció especialmente Rajoy, durante su discurso en el Congreso provincial del PP en Pontevedra, el apoyo que -asegura- recibió tras ser declarado no grato por el Ayuntamiento pontevedrés, apoyo que afirmó estar recibiendo por parte de personas de su partido y de fuera «y eso compensa todo», aseveró.

«Me considero pontevedrés, soy de Pontevedra, orgulloso, feliz, fui concejal, aquí me he casado y a aquí me voy a morir dentro de muchísimos años», clamó para aconsejar vivir en política con mesura mientras era aclamado por la militancia de su partido y añadir que «la condecoración que con tan poca generosidad tuvieron a bien concederme voy a conseguir que me la retiren» dijo sobre su condición de no grato.

A Feijoo solo se refirió para reconocerle que «ha sido presiente en años no fáciles, la peor crisis en décadas, pero aquí seguimos y seguimos siendo primer partido, y volveremos a ganar las elecciones de final de año», dijo para anunciar que «intentaré darte pronto una buena noticia sobre el sector naval, pronto una muy buena noticia para los astilleros de Galicia», indicó sin más detalles. 

Sobre la política estatal y la formación de gobierno de España, Rajoy se extendió explicando que a su entender el 20D  «hubo resultados diferentes», pero el mensaje dado a las formaciones políticas es que dialoguen y formen gobierno. «En el PP al día siguiente de las elecciones en su comité ejecutivo acordamos la posición que mantenemos hoy, es necesario buscar un acuerdo. Nuestra propuesta es moderada y sensata. Que gobierne el primero, el que ganó, junto al segundo e incorporar a quien quiera ayudar de forma sensata», subrayó con reiteración para elevar la voz aseverando «que gobierne el que ganó, eso es lo que significa la democracia».

Para el presidente en funciones las tres fuerzas políticas que estima podrían llegar a un acuerdo de gobierno coinciden en lo fundamental, dijo hablando de PP, PSOE y Ciudadanos, a los que llamó a «dejar a un lado lo que nos separa» y formar un pacto al estilo alemán o austriaco, o como el de la misma UE. «Ese es nuestro planteamiento y nos permitiría hacer reformas para muchos años con el respaldo en las Cortes necesarios».

Resumió que, a su entender, debe producirse entre las tres fuerzas un pacto por el crecimiento y el empleo; por las políticas sociales que blinden a los más de nueve millones de pensionistas; un pacto fiscal, y otro de financiación autonómica, que es lo que dijo sería razonable, frente a la otra única opción que requerirían «algo malo para España y para la unidad de los españoles y su economía» como un pacto encabezado por el PSOE con casi todas las demás fuerzas políticas.

Ampliar imagen

Al PSOE le acusó directamente de haber perdido el tiempo, con un «fraude para defender los intereses partidistas de una persona, pero no de los españoles». Finalmente, para el presidente del Gobierno se ha vuelto ahora al principio al mismo momento de la noche electoral, donde el PP dijo no propiciará que «quien ha perdido las elecciones sea presidente del Gobierno; tampoco habrá entendimiento en ese sentido porque el objetivo del PSOE es derogar todas las leyes que hemos aprobado estos cuatro años y que han servido para salir de la crisis», añadió. 

«Vamos a defender nuestras posiciones y a intentar formar gobierno», concluyó, «porque el planteamiento del PP es mejor que el de Sanchez» y la muestra de ello, añadió, es el crecimiento del país, donde dijo queda mucho por hacer para no «volver al punto de partida», amenaza que dijo conllevan las propuestas del socialista con quien de todas formas formuló su deseo de llegar a un acuerdo antes de que se vuelvan a convocar de manera automática las elecciones generales

«Esta es mi casa»

Antes de su discurso en el congreso popular, Mariano Rajoy ya quiso dejar muestras de su intención de minimizar su condición de persona no grata en Pontevedra. «Me siento estupendamente, esta es mi casa, aquí he vivido muchos años y mi padre vive en esta calle al final, o sea que estoy en mi casa», dijo Mariano Rajoy a las puertas del auditorio.

«Me siento estupendamente y la pena es no poder venir más», añadió para recordar que «hemos ganando aquí las últimas elecciones y estoy satisfecho. Es mi casa», recalcó antes de ser recibido por los compromisarios del cónclave popular.

Publicidad

Comentarios 3