Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Beiras reconoce que Podemos eludió las propuestas gallegas de En Marea

El líder de Anova atribuye a algún «desfase» que Pablo Iglesias ignorara el informe que se le entregó

Santiago, 18 de febrero de 2016. Actualizado a las 08:38 h. 35

0
0
0
0

«Falta de fluidez», «desfases» en la relación... Estos fueron algunas de las razones expuestas ayer por Xosé Manuel Beiras para explicar que el programa de 98 páginas elaborado por Podemos para formar gobierno con el PSOE ignorara las exigencias puestas sobre la mesa por la confluencia de la coalición tripartita En Marea, pues el resultado es que Galicia ni siquiera es citada en el documento. El dirigente nacionalista puso en evidencia la deficiente conexión de los integrantes del «ménage à trois» -así lo denominó- que forman los tres socios de En Marea (Podemos, Esquerda Unida y Anova), pero insistió en que la coalición galaica elaboró un informe para dejar claras sus propuestas antes la constitución de un Gobierno de izquierdas, a la vez que certificó que dicho informe «téñeno en Podemos».

En la posición negociadora que En Marea puso negro sobre blanco para entregársela a Pablo Iglesias figuraban aspectos transversales, relativos a la regeneración democrática o las políticas sociales, pero también otras más concretas como, por ejemplo, la de dejar sin efecto la autorización por 60 años más otorgada a Ence en la ría de Pontevedra, la firma de un nuevo acuerdo lácteo que recoja las demandas de los ganaderos o la renegociación de las cuotas de pesca a nivel de Estado para atender las peticiones de la flota del cerco.

Ninguna de ellas aparece citada en el programa que el lunes dio a conocer Iglesias Turrión, pero Beiras no explicó el motivo concreto. Eso sí, aludió a la posibilidad de que «haxa falta de fluidez nese ménage à trois» e incluso a que En Marea no hubiera «axilidade suficiente na conexión» con el funcionamiento del grupo parlamentario de Podemos en Madrid. «Pode haber este tipo de desfases», abundó el portavoz nacional de Anova, que den lugar a que alguien se pueda preguntar «¿onde está En Marea?».

Las «boutades» de Beiras

Beiras eludió dar más explicaciones sobre el asunto y lo hizo visiblemente irritado. «Chegou ben», amonestó a los periodistas que preguntaban por esta cuestión y no por la iniciativa que acababa de presentar junto a la diputada Eva Solla para rescatar para la esfera pública el Hospital Álvaro Cunqueiro de Vigo. Es más, el líder de Anova dijo que «xa estou bastante canso» de que los medios reflejen las «boutades de Beiras», así las definió, en torno al proceso para negociar la investidura en Madrid y no lo que él quiere.

El portavoz de AGE tuvo también palabras duras para las demás fuerzas del Parlamento, que criticaron que En Marea no fuera capaz de plasmar su influencia en Podemos. «Era sabido», dijo, que el PP y el PSOE «ían a disparar», pero lamentó que «tamén nos ataquen» con quien se estuvo negociando hasta último hora que entrase en En Marea, en alusión al BNG. «Eu queimeime as pestanas», dijo sobre la negociación, y le recordó al Bloque que si hubiera pactado, hoy estarían en las Cortes y tendría «alomenos un par» de diputados.

El líder de Anova apelará a «saír á rúa» si se impide formar un gobierno de izquierdas

Beiras cargó ayer contra los «mamarrachos» del PP que están en la Xunta, atacó a los «zombis» del PSOE, entre los que citó a Felipe González, Alfonso Guerra y Corcuera, a la vez que previno contra el «poder financeiro» de Europa que, en su opinión, intenta quitar y poner gobiernos. Lanzó varias advertencias públicas para dejar claro que en España hay una «alternativa equivalente» a la Syriza de Grecia que no ganó las elecciones, pero que intentan «afogar», «derrubar» o «chantaxear» para impedir a toda costa que pueda formar Gobierno.

Puso de relieve el líder de Anova que esos poderes fácticos intentarán un Gobierno de «PP e PSOE ou de PSOE, Ciudadanos e co PP por detrás», opciones que a su juicio, «hai que impedir». Es más, dejó claro que en caso de que la alternativa de Gobierno tenga este cariz «haberá que saír á rúa» contra la violación -dijo- de la voluntad expresada por los ciudadanos.

Xosé Manuel Beiras evitó valorar en profundidad los contactos a varias bandas se están manteniendo para la investidura, pues remitió su opinión para cuando «vexa o punto de chegada». Dijo también que «non me interesa demasiado» esta cuestión y que hacía una semana que no hablaba con Pablo Iglesias de cómo se están llevando a cabo las negociaciones.

Publicidad

Comentarios 63