Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

La costa gallega sigue en alerta amarilla mientras se reparan los daños de días pasados

El fuerte oleaje de lunes y martes dejó un reguero de desperfectos en el litoral. En A Coruña el socavón de Rubine, al lado del paseo Marítimo, se ha anegado completamente y parte del agua se ha filtrado a los sótanos de varios edificios 

La VozRedacción, 10 de febrero de 2016. Actualizado a las 20:45 h. 8

0
0
0
0

Toda la costa gallega sigue hoy en alerta amarilla con olas de entre cuatro y cinco metros. Mientras, se reparan los numerosos desperfectos que el temporal en el mar dejó durante el lunes y el martes en muchos puntos del litoral.

En A Coruña, el principal problema reside en el socavón abierto en la avenida de Rubine, al lado del paseo marítimo. Esta madrugada el socavón se anegó completamente de agua y parte se ha filtrado a los sótanos y bajos de varios edificios cercanos. Los bomberos están trabajando con bombas de achique. 

El socavón ha obligado a cortar parcialmente el tráfico lo que complica la circulación en la zona. Los trabajos de reparación se habían fijado inicialmente en tres días pero finalmente harán falta unos diez para solucionar el problema completamente. 

En el puerto de Celeiro se limpia la arena traída por el mar mientras en el paseo marítimo de Burela, donde el oleaje rompió parte de la baranda, será necesario realizar obras de reparación, según informa Europa Press.

En Santiago, las fuertes lluvias han obligado a aplazar los trabajos que había puesto en marcha el Ayuntamiento para reparar zonas afectadas por baches, según ha confirmado el alcalde, Martiño Noriega.

Por su parte, en Vigo, efectivos de la Policía Local han intervenido en varias incidencias, según informa Europa Press. La mayoría de las incidencias fueron por contenedores movidos o tirados en distintas calles de la ciudad y por árboles caídos, algunos de los cuales han dificultado la circulación de vehículos.

Lluvias persistentes

Galicia sigue este miércoles bajo la influencia de masas de aire húmedo que dejan cielos cubiertos con lluvias generalizadas y persistentes. 

Para la jornada de mañana ya no hay activada ninguna alerta aunque seguirán las lluvias. Serán más débiles y se producirán especialmente durante las primeras horas de la mañana y de la noche.

Temas relacionados

Publicidad

Comentarios 1