Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

El temporal deja rachas de viento de 155 kilómetros por hora e intensas lluvias

La situación de tiempo desapacible se mantendrá el domingo y el lunes con alerta naranja en toda la costa de Galicia

La VozRedacción, 07 de febrero de 2016. Actualizado a las 01:37 h. 36

0
0
0
0

El temporal de viento que ha afectado este sábado al litoral de Galicia ha dejado rachas que han superado los 155 kilómetros por hora en zonas de la provincia de A Coruña, aunque han soplado a más de cien kilómetros por hora en toda la comunidad e incluso han levantado la cubierta de un edificio en Pontevedra.

La Xunta ha decretado un nivel de alerta naranja para este fin de semana por fuertes vientos y olas de más de cinco metros de altura, que no obstante no han provocado incidentes graves esta jornada. Y es que el viento no solo ha soplado con fuerza en A Gándara, en Vimianzo (A Coruña), donde alcanzó los 155,6 kilómetros por hora, sino que en esta provincia en Muralla, Lousame, superó los 140 y en Lira los 116, según Meteogalicia.

En Abadín (Lugo), hubo ráfagas de 125 kilómetros por hora y en Cabeza de Manzaneda (Ourense) de 110, mientras que en Pontevedra, A Lanzada registró también los 110 kilómetros por hora y Fornelos de Montes llegó a 104.

En cuanto al oleaje, los barcos permanecieron al abrigo en muchas rías, como la de Vigo, no así alguno de los más fieles seguidores del carnaval, que se atrevió a sumergirse en las aguas pontevedresas disfrazado de tiburón, o de los surferos con más ganas de emoción que se dejaron ver en la playa de Patos, en esta provincia.

Al viento y a las olas se sumaron las intensas lluvias, que en A Coruña dieron un tregua al desfile de carrozas del carnaval, aunque desde el Ayuntamiento se decretó el cierre de parques y jardines para evitar situaciones de peligro. También en las comarcas de Ferrol y Santiago obligaron a suspender las actividades deportivas al aire libre en varios casos.

Pese a que hoy el día ha sido «muy ventoso», se acerca la noche en la que lo más significativo será la bajada de la cota de nieve a los 700 metros, por lo que la montaña de Lugo y Ourense permanece en alerta por acumulación de nieve de más de cinco centímetros en 24 horas.

Pocas incidencias

Las intensísimas lluvias por momentos han provocado alguna incidencia. En Pontevedra, el revestimiento externo de un edificio cayó a la calle en la glorieta Compostela, en pleno centro de la capital del Lérez, aunque sin causar daños personales. El temporal dejó varias incidencias en la comarca de O Salnés, aunque sin daños graves. Vilagarcía fue uno de los municipios más castigados. Carteles que salieron volando, árboles caídos y otras pequeñas situaciones para Protección Civil y bomberos.

En Vigo han caído durante las últimas horas siete árboles y se han producido nueve desprendimientos de cableados y farolas del alumbrado público. Pero sin daños personales. Sí resultó herida una persona en un accidente de tráfico en la provincia coruñesa, en concreto un miembro del Grupo de Emergencias Supramunicipal de Ponteceso cuando se salió de la vía el camión en el regresaba a su puesto tras retirar un árbol caído en la carretera AC-423, en Cabana de Bergantiños.

Aparte de estos incidentes, los fuertes vientos provocaron un total de 175 intervenciones de menor entidad, sobre todo, relacionadas con la caída de árboles y ramas en las carreteras, postes eléctricos y cables, contenedores volcados y desplazamiento de señales de tráfico, informan fuentes de Emergencias 112.

La provincia de Pontevedra ha sido la más afectada con 69 intervenciones; seguida de A Coruña, con 62; Lugo, con 30 y Ourense con apenas cinco.

La situación tiende a empeorar el domingo y el lunes. Se esperan vientos, de más de 100 kilómetros por hora, en el litoral costero de A Coruña y Lugo y en algunas zonas altas de Pontevedra y Ourense. Habrá olas de más de 5 metros en toda la costa, y en el este de Lugo y Ourense habrá alerta amarilla por nieve.

Por la mañana se esperan cielos nublados y por la tarde llegan las lluvias, que serán más cuantiosas en el suroeste de la pronvicia de A Coruña y en la de Pontevedra. Estas precipitaciones serán de nieve por la noche por encima de los 700 y 800 metros. Los vientos serán fuertes en el suroeste, con rachas muy fuertes en el litoral y las zonas altas. 

Los principales indicadores de las temperaturas para mañana son los siguientes: A Coruña 9° 12°, Ferrol 9° 13°, Lugo 5° 10°, Ourense 7° 13°, Pontevedra 7° 13°, Santiago de Compostela 7° 11°, Vigo 9° 15°.

Además hay alerta naranja en todo el litoral de las provincia de A Coruña y Pontevedra por fenómenos costeros con olas de entre 5 y 6 metros. En el litoral lucense, el aviso es amarillo.

El domingo Galicia quedará en una zona de chubascos con entrada de aire frío. Los cielos estarán parcialmente cubierto, con lluvias frecuentes durante la mañana y la cota de nieve irá subiendo progresivamente desde los 800 metros hasta los 1400 al final del día. Bajan las temperaturas y los vientos soplarán en el sudoeste, fuertes en el litoral y en las zonas altas.

Este día habrá alerta amarilla en la montaña de Lugo y de Ourense por nieve por acumulaciones de hasta cinco centímetros. En el litoral de A Coruña el aviso será naranja por fenómenos costeros. 

El lunes la comunidad gallega continuará bajo la influencia de una profunda borrasca centrada en el norte de Escocia. Habrá lluvias intermitentes, más frecuentes cuanto más al oeste.

El martes de Entroido, festivo en muchas localidades gallegas, sigue la inestabilidad atmosférica. Se esperan chubascos y cielos nublados, localmente con tormentas y seguirán los vientos fuertes durante todo el día. 

Temas relacionados

Publicidad

Comentarios 0