: El delegado de la Xunta en Ourense no dimitirá «ata que non haxa acusación»

El juez ha desestimado el sobreseimiento del caso de Rogelio Martínez

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

El delegado de la Xunta de Galicia en Ourense, Rogelio Martínez, se reafirmó ayer en la posición que ha venido manteniendo en relación a las denuncias y actuaciones que se siguen contra él por los proyectos que se beneficiaron de ayudas europeas en el municipio de A Arnoia cuando era alcalde de dicho Concello y presidente del Grupo de Acción Local Ceivan -organismo que canalizó las ayudas y los actuaciones-, y aseguró que no tiene intención de dimitir. Rogelio Martínez fue denunciado por supuestos delitos de malversación, estafa y falsedad en documento público en relación a obras que fueron financiadas por la UE, por valor de 51.000 euros, y que supuestamente no llegaron a ejecutarse.

El delegado de la Xunta en Ourense declaró como imputado en el año 2006 y, como recordó ayer, «ningunha instancia xudicial dirixiu ningunha acusación formal contra min». El pasado 5 de febrero la representación legal de Rogelio Martínez solicitó «el sobreseimiento libre y el archivo de las actuaciones» que se siguen respecto al delegado de la Xunta en la provincia de Ourense. En dicho escrito se aludía a que las obras de la planta de biomasa fueron ejecutadas, como probaría «el dinero abonado a Construcciones Cobelo S.L.» por tales trabajos, y la maquinaria adquirida, en referencia a la factura emitida por Comercial Agrícola Ourensana. La solicitud fue desestimada y ahora el caso se seguirá instruyendo en el Juzgado de Instrucción de Ribadavia, que lo remitirá después a la Audiencia de Ourense una vez concluida dicha fase.

Martínez aseguró ayer que su intención es recurrir y que mantiene su decisión de no dimitir: «Este proceso leva anos en marcha e, de momento, nunca se fixo ningunha acusación formal contra min. Nin os xuíces polos que pasou este caso nin a Fiscalía viron motivo para elaborar unha acusación e volvo dicir, como xa o fixen en máis dunha ocasión, que non vou dimitir até que non haxa acusación formal contra min. Nin houbo acusación nin sentenza ningunha contra min. Se así ocorre, que ninguén se preocupe, que serei eu o primeiro en anunciar a miña dimisión. Que nadie pense que a conta miña vai perxudicar a ninguén». A renglón seguido, el representante de la Xunta en la provincia, que ha recibido el apoyo más o menos explícito de Alberto Núñez Feijoo, se mostró ayer absolutamente convencido «de que non hai absolutamente nada, nin haberá, que poida xustificar unha acusación contra min neste proceso».