: Pontevedra vende el berberecho en enero más caro que en Navidad

Las mariscadoras alteran el plan de trabajo para aprovechar el tirón

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.
Las mariscadoras pretenden que Mar las autorice a trabajar dos días más este mes. capotillo

Sin precedentes. Con un máximo de 14,05 euros el kilo para la clase extra, el berberecho reina sin rival en la lonja pontevedresa de Campelo. Es un precio que supera a los máximos alcanzados durante las fiestas del pasado diciembre, cuando no se pasó de 12,87. Las mariscadoras no dan crédito a tan altas cotizaciones en un enero que pensaban que iba a ser flojo y con el corazón en un puño esperaron ansiosas los resultados de la subasta de la tarde. Excelentes. Precios similares a los del pasado lunes. Un récord histórico que tiene su explicación en que esta rula se ha convertido en casi la única en Galicia que suministra este bivalvo. Noia está cerrada, en Arousa una plaga ha diezmado este producto y en Campelo se concentra, pues, la demanda de gran parte de las Rías Baixas. El impacto en el sector es indiscutible. En la lonja pontevedresa se cerraban ayer los trámites para conseguir adelantar a enero dos de los días de marisqueo previstos para finales de febrero. «Hay que aprovechar el tirón», admitía uno de los trabajadores del pósito. Las mariscadoras irán hoy al mar confiadas de que su producto tendrá salida y que, por un tiempo aún por definir, no tendrá competidor en toda la costa gallega.

«Isto non é normal. Eu non acordo un prezo tan caro para o berberecho», confesó la presidenta de la agrupación de mariscadoras de a pie de la cofradía de San Telmo, Marina Buceta. Y es que las cotizaciones de este molusco dan vértigo si se tiene en cuenta la crisis general y la circunstancia de que se contabilizan en enero, un mes tradicionalmente flojo, muy flojo para las ventas.

En la lonja de Campelo se vende producto procedente de dos bancos del fondo de la ría de Pontevedra. En el situado en la banda norte, O Ameixal, habitualmente crece un producto que no tiene tanto atractivo como el extraído en la parte sur, en Os Praceres. Sin embargo, las diferencias fueron escasas entre ambos. Los compradores tiraron por lo alto y la clase extra se situó en 13,85 euros el kilo para el de O Ameixal y 14,05 para el de Os Praceres.

La clase A (mediana) tampoco estuvo nada mal, con 7,73 euros para O Ameixal y 7,82 para Os Praceres. Las mariscadoras desistieron de coger la más pequeña. Los cerca de 800 kilos que se subastaron ayer se los quitaron casi de las manos. Por ahora, al menos, el año empieza muy bien en la que ya es la lonja más rentable de la ría de Pontevedra.

Más información Selección realizada automáticamente