: Hacienda acusa a dos vigueses de defraudar 1,6 millones con facturas falsas

Los implicados habrían presentado a Hacienda justificantes de una facturación por obras inexistentes en la construcción de un mesón de Vigo

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

La Fiscalía y el abogado del Estado piden 3 años de cárcel y 3 meses de multa a dos autónomos de Vigo acusados de defraudar a Hacienda un total de 1,68 millones de euros entre el 2003 y el 2004 mediante la emisión de facturas falsas. Los implicados habrían presentado a Hacienda justificantes de una facturación por obras inexistentes en la construcción de un mesón de Vigo. La Agencia Tributaria detectó que, a través de esas facturas falsas, una red de empresas obtenía beneficios fiscales que, aparentemente, no tenían relación con su negocio real. La suma defraudada multiplicaría por diez la cantidad mínima legal.

El juicio iba a celebrarse ayer en el Juzgado de lo Penal número 1 de Vigo, pero fue aplazado al 8 de noviembre porque un testigo no compareció y sigue en busca y captura.

La Fiscalía y Hacienda dudan de que los dos autónomos, uno de ellos en prisión preventiva por otro delito, tengan capacidad para facturar casi dos millones de euros en trabajos de construcción. Para la acusación pública, su perfil no coincide con el de unos profesionales con un negocio tan abultado ni una cartera de clientes tan importante.

Uno de ellos, Jesús C. H., declaró ingresos por valor de 646.603 euros en el período del 2003 al 2004, mientras que el otro, José Ramón D. R. D., actualmente en prisión provisional, presentó unos ingresos superiores al millón de euros.

La teoría de la Fiscalía es que ambos acusados se dieron de alta en el régimen de autónomos para poder justificar su facturación a un grupo de empresas que tenían vinculaciones familiares con los implicados. El plan habría consistido en obtener beneficios fiscales mediante la expedición de recibos por trabajos inexistentes porque les desgravaría el IVA y obtendrían descuentos por impuestos de sociedades.

Familiares

Los administradores de las empresas que declararon los trabajos inexistentes fueron investigados, pero finalmente no hubo acusación contra ellos.

En la vista de ayer estaba previsto que declarase una perito de Hacienda de A Coruña sobre la gravedad del agujero fiscal. También tenía que prestar declaración como testigo el representante de la firma Construcciones Malayo y el gerente de GTC Ingenieros, una firma de Mos. Como curiosidad, fue citado un vecino de Cabral que se llama y apellida del mismo modo que otro testigo que está en busca y captura.