Comienza el desbroce en la parcela que será el aparcamiento del centro

Los dueños son los que han promovido la limpieza de 4.000 metros de superficie

.

Ferrol

A primera hora de la mañana de ayer una gran máquina comenzaba el desbroce de las parcelas que se encuentran entre las calles Sol y Alegre de Canido. Se trata de unos 4.000 metros que el gobierno local señaló como la posible ubicación del aparcamiento que se crearía a la vez que la peatonalización del centro.

A pesar de que hace años que no pocos residentes presenciaban como la maleza ya tomaba porte de árbol no ha sido el Concello el que promueve los trabajos, ya que se trata de terrenos privados. La entrada principal se encuentra en la calle Alegre, casi ante la plaza da Auga y en días pasados incluso los obreros que se encargan de la tarea tuvieron problemas para abrir un portón, totalmente atascado en la jungla del interior.

«Como no daba a la calle la gente no sabía cómo estaba eso, pero desde las ventanas interiores el panorama de abandono era total, incluso un peligro de incendio», cuenta una de las vecinas de la zona, una de las muchas que siguieron unos trabajos en los que se fueron descubriendo algunos tesoros escondidos en las zarzas: una bañera con pies de garra antigua, una hamaca y hasta árboles que surgían de entre una maleza que lo sepultaba todo.

Urbanismo

La concejala de Urbanismo, María Lemos, confirmaba ayer que han sido los propios propietarios los que han acometido la limpieza de unos terrenos en los que calculan que habría espacio para 162 coches. Ya en septiembre Urbanismo informó de que mantuvo contacto con sus propietarios para conocer si estaban dispuestos a cederlos a cambio de una renta anual. El Concello tendría, en cualquier caso que asfaltar la parcela para que sea apta para el estacionamiento.

Una propuesta del gobierno local que también fue promesa electoral del PP

El 3 de mayo del 2015, en plena campaña electoral, el candidato del PP se comprometía a crear 700 plazas de aparcamiento en la ciudad y 150 de ellas estarían en la parcela de Canido que el gobierno local quiere para el mismo fin. El entonces regidor, José Manuel Rey Varela aseguraba sería un proceso rápido.

La asociación de vecinos del barrio pide un párking verde con un árbol por cada coche

Hace tiempo que en la Asociación de Vecinos de Canido esperan noticias sobre el futuro de la gran parcela que tiene su entrada en la calle Alegre. Están de acuerdo con la idea siempre que el espacio no se convierta en una gran mancha hormigonada: «Por cada praza debería haber unha árbore e zonas con bancos, ademais de sendas peonís», cuenta Roberto Taboada, el presidente de la asociación vecinal.

En el barrio preocupa también el impacto que generará en la acera el trasiego de vehículos en el caso de que la entrada principal se ubicase en la calle Alegre. En cualquier caso, Taboada asegura que ya ha transmitido estas peticiones a la concejala responsable del proyecto.

Huertos urbanos de Eduardo Hermida

La humanización de la gran parcela podría coincidir con la creación de una iniciativa con espíritu ecológico y que está impulsando el artista Eduardo Hermida. «Sería una intervención artística denominada los huertos de Canido y sería una acción para la recuperación de los espacios verdes de la ladera que desciende hacia el paseo de A Malata desde el barrio alto de la ciudad así como los antiguos huertos de cultivo tradicional hoy en desuso para su reconversión en áreas de Land art», cuenta el creador, que también está detrás de Las Meninas de Canido y de un proyecto en Ferrol Vello.

Los huertos urbanos de Canido tendrán que esperar que pase el verano, según anunció hace unas semanas Hermida, que asegura que los colegios de la ciudad tendrán un papel fundamental en la iniciativa.

Votación
15 votos
Comentarios